CSIF exige que se hagan test a todo el personal de la Sanidad que hayan tenido contacto con positivos en COVID-19, tengan síntomas o no
- Reclamamos test y material de prevención para personal de mantenimiento, administrativos y celadores, entre otros: celadores cargan con cuerpos de fallecidos a pulso por falta de camillas hidráulicas
- Todos los que han tratado a infectados lo han hecho sin EPI, dada la escasez que ha habido y en muchos casos la mala calidad del material
- Reclamamos refuerzos en el personal de lavandería para evitar que la ropa sucia se acumule en el suelo
08 de Abril de 2020

La Central Sindical Independiente y de Funcionarios (CSIF), sindicato más representativo en las administraciones públicas y con presencia creciente en el sector privado, exige la aplicación del protocolo del Ministerio de Sanidad, adaptado por todas las Comunidades Autónomas, en el que se indica que los profesionales de la sanidad que, sin estar provistos de EPI, hayan tenido contacto estrecho con casos posibles o confirmados de COVID-19, a los siete días deben someterse al test diagnóstico por PCR.

CSIF también reclama test y material de prevención para otro tipo de personal no sanitario como de mantenimiento, administrativos o celadores, entre otros. Se de la circunstancia de que estos últimos en muchos casos cargan a pulso con cuerpos de fallecidos por falta de camillas hidráulicas. También reclamamos refuerzos en el personal de lavandería para evitar que la ropa sucia se acumule en el suelo, con el riesgo que ello conlleva.

CSIF entiende que, debido a la escasez de los equipos de protección, la mala calidad en muchos casos del material y su uso incorrecto por la reutilización de los mismos, debe considerarse que todos los sanitarios que han tratado a positivos lo han hecho sin EPI. Por tanto, presenten síntomas o no, todos ellos deben someterse al test PCR que determine si portan el virus. Hoy por hoy, en la práctica totalidad de los hospitales de España se está realizando este test únicamente a los profesionales de la Sanidad que presentan síntomas.

Así sucede en hospitales de la Comunidad de Madrid como el 12 de Octubre, Ramón y Cajal, Clínico San Carlos, Hospital de Móstoles, Henares o Fuenlabrada, entre otros, en los que se están haciendo los test sólo a los trabajadores con síntomas. Otros como el Infanta Sofía o el de Guadarrama sí que están realizando más test de los habituales a sanitarios y a celadores, pero la regla general es que únicamente se hacen si hay síntomas.

Madrid, con 3.374 sanitarios infectados según datos del pasado 5 de abril, no facilita ni los datos de PCR realizadas diariamente a los profesionales, ni su desglose en casos positivos y negativos, ni el número de bajas por enfermedad común, que nos consta ha aumentado desde el inicio de la pandemia. Por ello, CSIF ha pedido a la Consejería de Sanidad información detallada y diaria en este sentido para poder adaptar los recursos humanos, ya de por sí exhaustos, a la demanda asistencial.

Lo mismo sucede en los centros hospitalarios de Cataluña, donde sólo realizan el test si presentan síntomas. En cuanto dejan mínimamente de tenerlos los mandan a trabajar, e incluso habiendo dado positivo en dos ocasiones con anterioridad ya no se les realiza un tercer test.

En la Comunidad Valenciana, con 3.500 profesionales sanitarios contagiados o en cuarentena y un fallecido en las últimas 24 horas, un médico del SAMU afiliado al sindicato, CSIF exige más medios, ya que los EPIs que llegan siguen siendo insuficientes y faltan test. En Aragón tampoco se están haciendo test de manera generalizada a todos los sanitarios. En esta comunidad, CSIF ha pedido que se haga el test a todos los policías locales.

En Castilla y León, los test siguen sin llegar de forma generalizada a los profesionales sanitarios, de residencias y otros servicios de riesgo, aunque está previsto en esta comunidad se pase de unos 800 al día a unos 2.500 a la población en general. Continúan las UCIs saturadas en León, Salamanca, Segovia y Soria, lo que ha motivado que en Soria se lleven pacientes al hospital Río Hortega de Valladolid y al hospital de Logroño.

En esta región la falta de personal es un problema crucial, pese a las más de 2.500 contrataciones de profesionales, lo que ha motivado, por ejemplo, que no se ponga en marcha el hospital de campaña de Segovia. Ello ha motivado que se haya llegado a un acuerdo con el Ayuntamiento de Madrid, para enviar 20 sanitarios y 20 voluntarios del Samur para apoyar a los hospitales de Segovia y Soria.

En Extremadura se están haciendo ya los test a los sanitarios y se está contratando más personal en residencias, mientras que no se registran problemas de escasez de personal. En Castilla- La Mancha, según datos oficiales, se han realizado 27.000 pruebas para diagnosticar. Ha habido 1.872 profesionales contagiados y se han contratado 3.800 profesionales del ámbito sanitario para reforzar plantillas de cara a combatir el avance del coronavirus. Por su parte, en La Rioja hoy se van a generalizar los test en todas las residencias de ancianos.