Las medidas para mejorar la convivencia requieren de mayor inversión educativa, personal sociosanitario, refuerzos y apoyo al profesorado
-Reunión del Observatorio Estatal de la Convivencia Escolar
08 de Noviembre de 2022

La Central Sindical Independiente y de Funcionarios (CSIF), sindicato más representativo en las administraciones públicas, reclamó hoy en la reunión del Observatorio Estatal de la Convivencia Escolar, una mayor inversión educativa y medidas de apoyo al profesorado para hacer efectiva la lucha contra el acoso escolar.

Desde CSIF lamentamos que las medidas como el coordinador/a de Bienestar y Protección o las ‘Recomendaciones de Ciberconvivencia’ son “de cara a la galería” y no van a suponer cambios significativos en los centros educativos ya que carecen de acompañamiento económico y no llevan aparejado un refuerzo de personal o la contratación de personal sanitario y asistentes sociales.

La Ley sobre Protección a la Infancia impone a los centros educativos la figura del coordinador/a de bienestar, que va a tener que ser asumido por el personal docente sin garantías teniendo en cuenta que se realizará con el mismo horario lectivo, sin preparación específica, una ratio elevada de alumnos y sin un reconocimiento retributivo. No se puede cargar en las espaldas del profesorado todo el peso de un sistema educativo que lleva más de una década en estado de excepción, sin aportar medidas para mejorar la educación del alumnado.

En el mismo sentido se dirigen las recomendaciones sobre la ciberconvivencia, en las que se indican protocolos y actuaciones para acometer en los centros educativos, pero en ningún momento se determina ni un solo recurso para ayudar al profesorado a su prevención, teniendo en cuenta además que es el colectivo docente una de las víctimas principales del ciberacoso.

Para CSIF estas medidas que se hacen públicas para intentar que la sociedad perciba que se aportan soluciones a los problemas que van surgiendo. La realidad es que se disponen las esperanzas en un sistema educativo que vive exhausto, tras treinta años con las mismas ratios, mayores horarios lectivos, bajo reconocimiento a la labor docente, plantillas insuficientes e inestabilidad legislativa.

Una muestra de ello es el propio Observatorio Estatal de la Convivencia Escolar, creado en 2007 tras un aumento significativo de casos de violencia escolar en los centros. Hoy se presenta un reglamento de funcionamiento este órgano, 15 años después de su creación.

CSIF considera que así no podemos continuar. Se necesita una reforma estructural del sistema educativo con una reducción generalizada del alumnado por aula, mayor inversión educativa, nuevos profesionales para las nuevas tareas, refuerzos y desdobles, así como un reconocimiento de la labor docente.

En definitiva, se precisa afrontar con rigor los problemas estructurales del sistema educativo, dotándole de la estabilidad necesaria con criterios profesionales que mejoran la formación integral del alumnado y prestigien la labor docente.