«El ayuntamiento ha subsistido a base de la contratación fraudulenta durante muchos años»
«El ayuntamiento ha subsistido a base de la contratación fraudulenta durante muchos años»
04 de Julio de 2022

«El ayuntamiento ha subsistido a base de la contratación fraudulenta durante muchos años»

Ricardo Martínez, delegado sindical de CSIF ha realizado una valoración de las actuaciones llevadas a cabo durante estos primeros seis meses de 2022, resaltando que está siendo un año bastante activo, o al menos en apariencia, como consecuencia del retorno a la normalidad y por los cambios legislativos que se han producido y que han supuesto un duro golpe para la administración local. En esta entrevista, además de abordar esta situación sindical también hace mención a la situación de la Policía Local y la falta de retenes del Servicio de Extinción de Incendios y Salvamento.

Pregunta.- Estamos a mitad del 2022, ¿cuál es el balance que hacen desde CSIF de lo que va de año?
Respuesta.- Está siendo un año bastante activo, al menos en apariencia. Quizá como consecuencia del retorno a la casi normalidad después de la pandemia; quizá por los cambios legislativos, como la reforma laboral que ha supuesto un duro golpe para la administración local; quizá porque estamos en la recta final hacia las elecciones municipales. No lo sé, la cuestión es que la primera mitad del año 2022 ha sido muy activa en lo que al ayuntamiento se refiere, pero la realidad es que no se ha hecho casi nada.

P.- Algo se habrá hecho, no hace mucho veíamos aprobada la Oferta de Empleo Público más ambiciosa de los últimos años, con casi 100 plazas.
R.- 92 plazas si no me equivoco, algo más de 80 de acceso libre. Sí, una Oferta de Empleo Público muy ambiciosa, pero que nada tiene que ver con las reivindicaciones sindicales, ni con la mejor organización de los servicios públicos, sino que se trata de una Oferta que responde a las necesidades de contratar de la administración. No nos engañemos y que no nos engañen, el ayuntamiento ha subsistido a base de la contratación fraudulenta durante muchos años, más de una década, y no lo digo yo, lo dicen las sentencias judiciales que nos dan la razón.

Como decía, este modelo fraudulento para mantener los servicios públicos a través de la temporalidad, que hemos denunciado en muchas ocasiones, llegando a los tribunales, es el que siempre le ha gustado al Gobierno hasta que ha llegado la reforma laboral. Esta es la razón por la que se han visto obligados a aprobar y publicar una OPE tan importante, no tiene que ver con la voluntad del gobierno por hacer bien las cosas, o para mejorar la nefasta gestión que hacen de los RRHH de la Ciudad. Tuvieron la oportunidad, les tendimos la mano, les propusimos soluciones, pero no les dio la gana de hacerlo y no lo hicieron, lo hacen ahora porque la reforma laboral les obliga, no porque hayan querido.

P.- ¿En qué afecta la Reforma Laboral?
R.- Principalmente impide que la administración continúe haciendo contratos temporales a diestro y siniestro manteniendo la precariedad laboral. Ahora solo pueden contratar para sustituir a los trabajadores cuando estos están de licencia o de baja, no como hasta ahora que incluso se contrataba personal aunque no existieran las vacantes.

Ahora solo se puede incrementar el número de trabajadores cuando efectivamente exista una vacante que cubrir, y ahí es donde está la OPE para salvar la situación, por eso tantas plazas, y por eso tantas prisas, para poder cubrir las necesidades que hasta ahora se cubrían sin ton ni son, como ocurre en los centros de 24 horas o guarderías, servicios de atención fundamentales, que mantenían un nivel de precariedad e inestabilidad laboral vergonzosa.

Pero es tanta la falta de previsión y la dejadez, que a día de hoy todavía no se han publicado las vacantes, por lo que los centros ven acumularse aún más las carencias de personal a las que hay que añadir que estamos ya en julio. La OPE se aprobó el 5 de mayo, pero las bases, algunas, las más urgentes, se negociaron el pasado 25 de junio. En fin, puede cada uno sacar sus conclusiones.

P.- Hablando de centros de 24 horas, ¿en qué situación se encuentran las reivindicaciones de menores? vimos un amago de movilizaciones, pero no hemos sabido más.
R.- Son muchas las áreas abandonadas por este Gobierno, pero la de Menores se lleva la palma, para nosotros ha llegado un punto en el que el enfado es tal, que los trabajadores de menores ya piensan en la huelga, algo insólito hasta ahora debido al extremo celo profesional de estos trabajadores. Pero el nivel de indignación de los trabajadores ya es insoportable.

El 25 de febrero advertimos de lo que se le podía venir encima a la Ciudad, nos llamaron de urgencia un domingo, nos prometieron arreglar los problemas, crearon un grupo de trabajo, y bla bla bla. ¿Las reuniones del grupo de trabajo?, no sirvieron más que para paliar los efectos de la reforma laboral, es decir, se arregló lo que necesitaba el gobierno, una vez aprobada la OPE nunca más importó, tan solo desde CSIF salimos a criticar que se hubieran paralizado las reuniones del grupo de trabajo, pero la desidia y el pasotismo de algunos hacen que no haya forma de avanzar, incluso hay quienes debiendo estar de nuestro lado se dedican a criticarnos por querer resolver los problemas, es de chiste, y la situación es cada vez peor. Ni organización, ni reclasificación, ni organigrama, ni actualización del reglamento, ni la creación de los puestos de coordinador, ni sabemos cuál será el futuro de la categoría de Celador-vigilante, nada de nada.

P.- ¿Cual es la situación actual?
R.- Actualmente no hay grupo de trabajo, ni se le espera, no está convocado ni se ha hecho nada de lo comprometido por parte del Gobierno, tan solo nos remitió el Director General de RRHH un escrito que decía que se procedería a realizar los concursos de traslados previo a cubrir las plazas de la OPE, algo que veníamos reivindicando desde hacía mucho tiempo, pero aun no lo hemos visto, y las plazas libres están por salir en algún momento. Parece que no se crean que los trabajadores de menores vayan a tomar medidas, como diría alguno, “y mucho menos en verano”, pero ya le digo yo que se equivocan.

P.- Desde CSIF, también han pedido que se aborde y realice una reforma de la policía local, ¿cómo se encuentra este asunto?
R.- No se encuentra. Como con el resto de materias nos chocamos de bruces con la falta de interés por hacer bien las cosas. Lo exponía con Menores, y lo mismo ocurre con el resto de servicios de la Ciudad.

Para la Policía hemos sido coherentes, desde CSIF, sindicato más representativo en las administraciones públicas, hemos pedido una reforma integral, trabajada con el Gobierno y con el resto de sindicatos de la ciudad, proponemos medidas que hagan que la presencia policial aumente en al menos un 50% durante las noches, fines de semana y festivos, una ampliación de puestos en el 092 y la UIR, y la disolución de la UPAC, así como la convocatoria del resto de puestos vacantes en otras unidades. ¿respuesta? ninguna, el Gobierno solo obedece a sus propios intereses, ignora las necesidades de los trabajadores o de los ciudadanos, sólo piensan en aquello que pueda hacerles quedar bien de hoy hasta las próximas elecciones.

Otra prueba de la necesaria reestructuración es el caos y desorganización por falta de previsión ante la llegada de vehículos durante la Operación Paso del Estrecho, que está siendo un desastre.

P.- Da la sensación de que no hay entendimiento con el Gobierno, pero hace unos días se hacía público que se había alcanzado un acuerdo para cambiar las condiciones laborales de la UIR y convocar 8 vacantes en la unidad.
R.- No hay entendimiento solo con algunos miembros del gobierno, con los que están de paso. Mire, esta ha sido, con diferencia, la mayor patraña de este Gobierno en los últimos años. Sentimos vergüenza e indignación al ver la cantidad de mentiras que se decían por parte de los Directores Generales de Recursos Humanos y Gobernación al respecto de ese “no acuerdo” al que se refiere.

Para empezar porque no hubo tal acuerdo, esto es completa y rotundamente falso, y solo persigue confundir a la ciudadanía y a los trabajadores. Usted dirá, ¿cómo se alcanza un acuerdo si has votado a favor tú solo? y que además, lo has presentado tú. Absurdo.

El texto que presentaban conjuntamente los Directores Generales de RRHH y de Gobernación era inadmisible para nosotros, y por tanto votamos en contra, pero es que el resto de la parte social se abstuvo, ya me entiende “ni frío, ni calor” (entre risas) se pusieron de perfil, pero en cualquier caso no se ha alcanzado ningún acuerdo, una mentira como una catedral para venderse a la opinión pública. Es lamentable.

Pero en esto lo han hecho peor aún de lo que parece, porque si mentir a la opinión pública sobre esto es grave, más grave es que haya salido el texto definitivo en los medios de comunicación antes de que lo tuvieran las centrales sindicales, y ya, para rematar la jugada, por si todo lo anterior no fuera suficiente para salir por la puerta de atrás, resulta que el texto que los Directores Generales aprobaron, repito, de forma unilateral, lo han modificado sobre la marcha fuera de la mesa negociadora, y han introducido cuestiones que perjudican aún más a los trabajadores y sobre las que no se habló o propuso absolutamente nada en ninguna reunión. Una actuación pueril, irrespetuosa y a la vez indigna.

P.- Parece bastante grave, ¿Piensan tomar alguna medida?
R.- En principio estamos esperando a que nos den traslado del acta de la reunión y del texto definitivo, que como digo ha llegado a la prensa pero a los representantes de los trabajadores no nos ha llegado todavía, una vez lo tengamos lo estudiaremos detenidamente, para ver cuantos gazapos más han metido a escondidas y con cuántas sorpresas nos encontramos, y a partir de ahí decidiremos nuestras actuaciones.

Lo que sí está claro, y creo que es muy fácil de entender, es que se nos hace muy difícil negociar, y mucho más difícil aún llegar a acuerdos, con quienes intentan engañar y tergiversar la realidad, y mienten, manipulan documentos y actúan con mala fe. No puedo decirle más por ahora.

P.- También les hemos visto bastante activos con los retenes de bomberos, ¿qué ha sucedido?
R.- Esta es otra más, otra actuación delirante y frenética. Resulta que se da traslado desde la Dirección General de Recursos Humanos de los reparos legales del tribunal de cuentas para la realización de horas extra, y por tanto no será posible establecer los retenes de bomberos en los montes de la Ciudad. Aquí no importa que el monte arda, o que se pongan en riesgo las vidas y propiedades de las personas, importa que el tribunal de cuentas ha dado un tirón de orejas al Gobierno por su mala gestión. Armamos revuelo, como es lógico, en apoyo y de forma conjunta con nuestros compañeros del SEIS, que son los que sufren en primera persona esta situación. Desde el Gobierno se asustan, ¿y qué se les ocurre? cubrir el retén con horas extra.

Absurdo se mire por donde se mire, generan un conflicto con los trabajadores, una alarma social entre la ciudadanía, y al final lo acaban resolviendo con los mecanismo que decían que no se podían utilizar. En fin, los hechos hablan por sí solos.

Por no hablar de la falta de medios y mantenimiento, como ejemplo hemos solicitado en varias ocasiones la renovación de los vehículos, renovación que no llega y que nos deja imágenes como las vividas hace pocas semanas cuando a uno de los camiones se le reventaban las dos ruedas traseras cuando acudía a una intervención.

P.- ¿A qué achaca todo esto?, ¿Cuáles cree que son las razones por las que las cosas se hacen como usted comenta?
R.- No es que lo comente, es que los hechos están ahí. Cuando se me pregunta sobre las razones por las que las cosas se hacen mal, que incluso da la sensación de que se hacen mal a propósito, siempre me gusta hablar de la navaja o principio de Hanlon. Que dice algo así como que no se le debe atribuir a la maldad lo que puede ser explicado con la incompetencia, es esto más o menos. Siempre he mantenido que las razones para que las cosas no funcionen como deberían en esta administración es culpa de la dejadez, del pasotismo o directamente de la soberbia de creer que se está en posesión de la verdad y no querer escuchar a los demás.

Verá, a parte de todos los ejemplos que he mencionado anteriormente, sobre contratos fraudulentos, falta de medios, desorganización, todos ejemplos que dan la razón a CSIF en sus muchas reivindicaciones, creo que puedo poner un ejemplo mucho más claro. El área de Recursos Humanos de la Ciudad es el responsable de dirigir todas las acciones relacionadas con el personal, circulares, planes de formación, convocatorias de plazas vacantes, concursos, las jornadas extraordinarias, todas las contrataciones de todos los centros, las sustituciones, comisiones de servicio, los permisos, pensiones y un larguísimo etcétera.

Todo sale del Negociado de RRHH, incluidos los pactos y acuerdos de la Mesa General de Negociación, que después desde este servicio es desde donde deben ponerse en marcha. Siendo esto así, lo normal sería que este servicio contase con todo el personal que necesitara, al fin y al cabo desde ese negociado nace todo, incluida la cobertura de las necesidades de otros servicios. Pues nada más lejos de la realidad, se trata de otro de los grandes damnificados por la negligente gestión de este Gobierno en materia de personal, es tanta la falta de personal de este servicio, que incluso ha habido compañeros que han renunciado a sus periodos de vacaciones para poder sacar el trabajo del negociado adelante. Esto ya para nota.

P.- No tenemos mucho más espacio, nos ha contado lo caótico que le ha parecido la gestión del gobierno en lo que va de año pero teniendo en cuenta que estamos en pleno verano y el año próximo tenemos elecciones locales en mayo, ¿cómo cree usted que será lo que queda de año?
R.- Sí, siento mucho haberme extendido tanto, podría llenar muchas páginas hablando de este tema.

Mucho me temo que el agotamiento del Gobierno está siendo cada vez más evidente y eso no nos ayuda en nada, más bien al contrario. De hecho, aunque parezca mentira, muchos dan por cierta su salida del gobierno próximamente y comentan con total normalidad que están deseando dejar el cargo, incluso algunos de los miembros del gobierno le ponen fecha a su salida y dicen que se van antes de septiembre.

Tener este planteamiento dice mucho de lo que podemos esperar, de hecho creo que cuando eres el Presidente o Consejero de un Gobierno, y tienes bajo tu responsabilidad a gente que habla en estos términos, estás obligado a terminar con su sufrimiento y mandarlos directamente al lugar del que salieron, por el bien de la ciudadanía, y por tú propio bien si tienes la intención de presentarte a las próximas elecciones. En cualquier caso el tiempo lo dirá.