CSIF pide a Educación que refuerce las plataformas on line para garantizar la atención de los alumnos confinados
CSIF reclamó el pasado día 12 una respuesta homogénea en toda España: ningún docente debe de ir a su centro, debemos adaptar los calendarios escolares respecto a las evaluaciones y recortar contenidos en pruebas de acceso a la Universidad
17 de Marzo de 2020

La Central Sindical Independiente y de Funcionarios (CSIF), sindicato más representativo en las administraciones públicas y con presencia creciente en el sector privado, reclama al Ministerio de Educación que ponga a disposición de las comunidades autónomas los recursos necesarios para reforzar las plataformas on line habilitadas para garantizar la atención de los alumnos confinados en sus domicilios y evitar el colapso de los programas.

Ante el incremento del tráfico en Internet, las plataformas de las comunidades autónomas registran situaciones de colapso.

El pasado día 12, CSIF se dirigió a la ministra de Educación reclamando una respuesta homogénea a la crisis del coronavirus en toda España: garantizar que ningún docente acuda a su centro de trabajo porque está habilitada la educación telemática desde su domicilio; que se replanteen las evaluaciones, adaptando los calendarios (incluso reduciendo el contenido de las pruebas de acceso a la universidad); y que se pongan a disposición de las comunidades autónomas todas las plataformas del ministerio para dar soporte a la demanda de datos y evitar colapsos.

Hoy mismo hemos presentado al Ministerio de Sanidad un escrito en el que demandamos, asimismo, que ningún docente acuda presencialmente a los centros y que haya una postura homogénea en todas las comunidades, ya que las indicaciones que están recibiendo estos profesionales son dispares.

La gestión de las diferentes Consejerías es desigual y -aunque la mayoría han dado instrucciones para que los docentes trabajen desde sus domicilios-, otras como Castilla y León, Comunidad Valenciana, Galicia, Ceuta, Melilla y algunos centros del exterior, exigen que el centro permanezca abierto con el equipo directivo e incluso con algún profesor/a.

Por todo ello, las administraciones deben mantener la máxima coordinación y una postura única en materia educativa. El profesorado está manteniendo su actividad docente adaptado a la nueva metodología, con iniciativas que van más allá de los recursos de la administración, para tener contacto directo con sus alumnos e intentar que el rendimiento académico se vea lo menos afectado posible.