CSIF denuncia que el Ayuntamiento de Zaragoza regala 125.000 euros a UGT y CC.OO.
En la Comisión de Hacienda de este miércoles está prevista la aprobación de las subvenciones para dos convenios de atención a desempleados. CSIF critica estas ayudas en un momento de “pésima situación económica”.
19 de Noviembre de 2019

Zaragoza (19/11/2019).- La Central Sindical Independiente y de Funcionarios (CSIF) denuncia que el Ayuntamiento de Zaragoza quiere ‘regalar’ 125.000 euros a UGT y CC.OO. para la realización de dos convenios de formación y empleo en un momento de “pésima situación económica”, en palabras del alcalde. En la Comisión de Hacienda de este miércoles día 20 está prevista la aprobación de las subvenciones para sendos convenios: 62.500 euros para un convenio de colaboración de una bolsa de empleo con UGT, y otros 62.500 para un convenio de colaboración de un “proyecto de servicio y atención al desempleado” con CC.OO.

Hace poco nuestro alcalde advertía de la pésima situación económica del Ayuntamiento y de cómo esto iba a condicionar el futuro. Parece que solo para algunos, porque otros van a recibir suculentas subvenciones. Según el Ayuntamiento, tenemos un agujero de más de 100 millones de euros, pero eso no es impedimento para regar con dinero público a determinados sindicatos, bajo el pretexto de subvenciones para asuntos como bolsas de empleo y atención a los desempleados, temas de los que ya se ocupa el Instituto Aragonés de Empleo (INAEM).

En los últimos meses han sido denegadas las cantidades asignadas en el pacto-convenio a los órganos de representación sindical democráticamente elegidos en las elecciones sindicales. También han sido recortadas las cantidades económicas destinadas a ayudas sociales de las empleadas y empleados municipales. Por no hablar de las tremendas dificultades que encuentra el Gobierno municipal para hacer efectivo el pago del acuerdo de la Junta de Portavoces firmado en mayo, incluida la firma de nuestro alcalde. En este acuerdo mostraban su apoyo al cumplimiento de varias reivindicaciones de diversos colectivos de trabajadores.

Todas estas negativas siempre se han escudado en la maltrecha situación económica en la que dicen se encuentra este Ayuntamiento. Pero no hay problema para dar alegremente 125.000 euros a dos sindicatos. Desde CSIF no comprendemos que desde las instituciones públicas se “dope” a determinados sindicatos con dinero de todos los zaragozanos y mucho menos cuando este gobierno municipal repite continuamente el mantra de la ruina económica.

Las organizaciones sindicales deberían autofinanciarse y no depender de subvenciones públicas. Y menos en temas de los que ya se encargan otras entidades, como los centros formativos del Gobierno de Aragón y del INAEM.