CSI·F reclama el doble de las 657 plazas de MIR aprobadas para la Comunidad Valenciana
27 de Septiembre de 2011

El sindicato CSI·F considera “insuficientes” las 657 plazas de médico interno residente (MIR) previstas para el próximo año en la Comunidad Valenciana. La central sindical estima que para cubrir las necesidades de incremento de la población y de cobertura de jubilaciones serían necesarias unas 1.500.

La Central Sindical Independiente y de Funcionarios (CSI·F) explica que las 657 de MIR publicadas en el Boletín Oficial del Estado (BOE) de 26 de septiembre no prevén el relevo generacional. Además, advierte que la posible decisión, anunciada por el Consell, de no prorrogar la vida laboral a los empleados públicos que han alcanzado la edad de jubilación y quieren seguir en activo empeorará la situación.

CSI·F lamenta que en los dos últimos años ha ido incluso mermando la cifra de MIR, que ha pasado de 664 aprobados para 2010; a 658 para 2011 y a los actuales 657 para 2012. El sindicato urge al Ministerio de Sanidad a que se replantee la actual situación y tenga en cuenta las futuras bajas por jubilación. También le insiste para que concluya el estudio sobre las necesidades médicas de la sociedad española y la plantilla que requiere para cubrirlas.
La central sindical advierte, por ejemplo, que en el caso de Anestesiología y Reanimación las previsiones para los próximos años hablan de un aumento de la demanda de atención entre un 31% y un 62%, según los últimos informes del Colegio Oficial de Médicos de Valencia. No obstante, la administración central únicamente ha previsto 32 plazas en la oferta de médicos residentes.
De las 657 ofertas para los centros sanitarios de la Comunidad Valenciana, 165 corresponden a Medicina Familiar y Comunitaria; 43 a Pediatría y Áreas Específicas; 27 a Medicina Interna; 22 a Psiquiatría. De Cirugía Ortopédica y Traumatología solo ofertan 26 plazas a pesar de que el 54 por ciento de sus especialistas en activo supera los 50 años, según el Colegio de Médicos.