CSIF alerta del incremento de episodios violentos en los centros de atención sanitaria presencial
-El sindicato condena la agresión sufrida ayer por un sanitario en el centro de salud del Polígono de Santa María de Benquerencia de Toledo
28 de Septiembre de 2020

La Central Sindical Independiente y de Funcionarios (CSIF) condena la agresión sufrida ayer por un sanitario en el centro de salud de Santa María de Benquerencia de Toledo y alerta sobre el incremento de episodios violentos en los puntos de atención sanitaria presencial.

En este caso, un varón agredió ayer por la mañana a un sanitario causándole heridas de diversa consideración en un momento en el que no había vigilancia en el centro.

Así, CSIF reclama al Servicio de Salud de Castilla-La Mancha (Sescam) la implantación de personal de vigilancia durante las 24 horas del día en aquellos centros con mayor conflictividad, así como la implementación de otros recursos como el establecimiento de la aplicación Alertcops, la adaptación del espacio de atención para abandonarlo rápidamente en casos de agresión, la instalación del denominado botón del pánico y cámaras de seguridad para poner fin a la vulnerabilidad que padecen los profesionales de ámbito sanitario.

La responsable del Sector de Sanidad de CSIF Toledo, Marisa García, subraya que “hemos pasado de ser héroes a convertirnos en determinadas ocasiones en el blanco de la ira de la ciudadanía. La falta de recursos en la Atención Primaria y en la Atención Especializada, con una pandemia que está poniendo al sistema al límite, está produciendo quejas entre los usuarios, pero una agresión no está nunca justificada, no se puede normalizar esta situación”.

Este episodio en el centro de salud de Santa María de Benquerencia se suma a los producidos en agosto en la atención a un parto en el Hospital Virgen de la Salud de Toledo, en un consultorio médico de Novés (Toledo) o la de la semana pasada en el Hospital General Universitario de Albacete.