CSIF Sevilla celebra que el personal que realiza PCR en el Hospital Militar ya cuente con instalaciones adecuadas tras su denuncia
ACTUALIDAD | COVID-19
27 de Mayo de 2020
  • El Sector Sanidad había alertado de que el personal encargado de hacer las pruebas Covid-19 pasaba horas a pleno sol y bajo una estructura metálica
  • El sindicato, que había ofrecido un espacio, se muestra satisfecho de que su queja haya ayudado a agilizar la instalación para garantizar la salud y seguridad de los trabajadores

CSIF Sanidad Sevilla ha mostrado su satisfacción tras conocer que los profesionales que realizan pruebas PCR en el antiguo Hospital Militar de Sevilla ya cuentan con instalaciones adecuadas para pasar su jornada laboral. El pasado sábado la Central Sindical denunció públicamente que el personal encargado de realizar pruebas diagnóstico de SARS-CoV-2 pasaba horas a pleno sol en el estacionamiento del recinto, algo que ha ayudado a agilizar que se habilite una caracola para el resguardo de los profesionales en los momentos de espera de pacientes.

El sindicato pudo conocer que los profesionales tenían instalado su puesto de trabajo bajo una estructura metálica en el aparcamiento del Hospital Militar de Sevilla. Algo que se hacía insoportable en días en los que se llegaban a alcanzar 35º de máxima en la capital hispalense, a lo que se sumaba el calor provocado por el uso de equipos de protección individual (EPI).

Ante la queja de CSIF Sanidad Sevilla, la jefa de personal del Distrito de Atención Primaria de Sevilla respondió que estaba prevista la instalación de una caseta con aire acondicionado, pero se estaba a la espera de la instalación de una toma de red para tener conexión a internet. Mientras tanto los profesionales permanecían al aire libre, con el riesgo que eso suponía para ellos mismos y para el material de extracción de muestras.

CSIF Sevilla, con el objetivo de asegurar la protección de los profesionales, ofreció una sección sindical para que estos pudieran resguardarse de las altas temperaturas. Dicho espacio da a la calle y cuenta con aire acondicionado y conexión a internet.

Cabe recordar que las pruebas PCR, destinadas a personas que previamente han dado positivo en anticuerpos IgG e IgM mediante test rápidos se hacen al aire libre, sin que las personas usuarias tengan que bajar de sus coches para reducir el riesgo de contagio que habría en espacios cerrados. Sin embargo, era innecesario que los profesionales sanitarios permaneciesen al aire libre y bajo altas temperaturas mientras llegan los pacientes.