El Consejero de Presidencia anuncia en la Junta General del Principado la apertura inmediata de la Mesa de Negociación
CSIF celebra este gran paso, fruto de la movilización de los funcionarios de Justicia asturianos que apoyaron masivamente la campaña de firmas impulsada por CSIF
03 de Marzo de 2017

CSIF celebra este gran paso fruto de la movilización de los funcionarios de Justicia asturianos que apoyaron masivamente la campaña de firmas impulsada por CSIF. Tras el resto de organizaciones sindicales, ahora es el Consejero el que mueve ficha y nos alegramos porque esa era la intención de CSIF: que se movieran las fichas abandonando la resignación.

CSIF insta al Consejero de Presidencia a no perder más tiempo y solicita por escrito que convoque de forma inmediata la mesa de negociación, incluyendo un orden del día y adjuntando propuestas concretas entre las que no puede faltar el incremento del complemento específico.

No obstante, mal empiezan las cosas si el Consejero insiste en confundir los conceptos y mezclarlo todo para intentar justificar lo injustificable, como hizo ayer en la Junta General del Principado.

El Consejero de Presidencia huyó de los datos objetivos metiendo dentro del presupuesto de Justicia de Asturias conceptos como las pantallas o las subvenciones a los Juzgados de paz que tienen fuentes de financiación propias; además de confundir claramente los conceptos retributivos de los funcionarios de Justicia.

CSIF le vuelve a reiterar los datos que demuestran claramente la discriminación:

Los funcionarios de Justicia asturianos son los peor pagados en relación con sus compañeros de cuerpos nacionales que realizan el mismo trabajo destinados en los ámbitos competencia de las CCAA con transferencias. Esa discriminación tiene cifras entre 200 y 300 euros al mes por funcionario.

Los funcionarios de Justicia asturianos son los que peores condiciones laborales tienen en materia de descuentos por baja, complementos por especial dedicación como el de violencia sobre la mujer, ausencia de acción social (que sigue existiendo en el territorio Ministerio) y de carrera profesional (que existe para los funcionarios del Principado y que se está implantando en La Rioja o Valencia).

La situación de medios materiales incluidos los más básicos es inaceptable para un servicio público y los medios personales en algunos juzgados son una necesidad inaplazable. Los programas informáticos son obsoletos porque el Principado ni se ha molestado en buscar alternativas a lo que el Ministerio les dejó en herencia. Hoy existe más papel en los Juzgados que hace un año. Las sedes judiciales no han pasado por las evaluaciones de riesgos ni tienen planes de prevención.