EL DEFENSOR DEL PUEBLO DA LA RAZÓN A CSIF Y RECOMIENDA LA AUTORIZACIÓN DE UN CURSO DE EUSKERA QUE DEL AYUNTAMIENTO DE PAMPLONA IMPIDIÓ A UN FUNCIONARIO
05 de Febrero de 2018

El funcionario solicitó un curso de Euskera y le fue denegado pese a que el acuerdo municipal establece claramente que “El Ayuntamiento promoverá la euskaldunización de todo el personal que así lo solicite”.

Pese a esta apuesta del Ayuntamiento por favorecer estudiar Euskera, la realidad es que mediante una instrucción el Ayuntamiento impide que el personal que se matricule en niveles inferiores al B.1, pueda beneficiarse de este acuerdo.

Según el Defensor del Pueblo de Navarra, resulta disconforme a Derecho la forma de proceder del Ayuntamiento restringiendo mediante instrucciones el convenio colectivo.

CSIF valora que detrás de esta instrucción, contraria a derecho según el Defensor, puede esconderse la intención de marginar a la población castellanoparlante, ya que los que se matriculan en niveles inferiores de euskera son aquellos cuya lengua materna es el castellano y han estudiado poco o nada el euskera. Resulta irónico fomentar estudiar euskera a quien ya sabe euskera y no fomentarlo a quien no lo conoce.

A ello debemos unir, que con el nuevo Decreto Foral del Euskera las posibilidades de promoción y de traslado son abusivamente mayores para los que lo conocen que para los que no, lo que lleva a una triple discriminación entre los funcionarios: no poder realizar los cursos, no poder promocionar y no poder moverse en concurso de traslados.