El segundo trimestre comienza con falta de personal, bajas temperaturas en las aulas y sin ventilación adecuada
- La Ley Celaá entra hoy en vigor sin dar solución a los problemas de la Educación
- Los centros reanudan mañana las clases presenciales en las zonas más afectadas por el temporal: aún quedan muchos daños por reparar
- Gobierno y CCAA deben actualizar los protocolos en las aulas ante la tercera ola del Covid-19 y las bajas temperaturas
19 de Enero de 2021

La Central Sindical Independiente y de Funcionarios (CSIF), sindicato más representativo en las administraciones públicas, con motivo de la entrada en vigor de la Ley Celaá, advierte de que esta norma no dará solución a los problemas endémicos que arrastra la Educación desde hace décadas.

La aplicación de esta reforma educativa, que en algunos apartados (como las nuevas evaluaciones) se prolongará hasta 2024, será complicada debido al trabajo burocrático que implicará para el profesorado y sin que se hayan solucionado muchos de los problemas de gestión de la pandemia, que es su actual prioridad, según el sindicato.

Por ello, CSIF, junto al resto de sindicatos de la Mesa Sectorial, exige en una carta remitida a la ministra Isabel Celaá que negocie con los docentes la aplicación de la nueva reforma de manera prioritaria.

Actualizar protocolos

Dada la situación, reclamamos al Gobierno y a las CCAA que actualicen los protocolos en las aulas, ante el incremento de contagios por el virus y la dificultad de impartir las clases y ventilar de forma adecuada.

Esta situación es aún más difícil en muchos centros afectados por el temporal Filomena, que tienen que reparar con urgencia los daños sufridos en sus instalaciones.

CSIF ya había avisado desde hace meses sobre la necesidad de instalar purificadores de aire en las aulas. Subrayamos que, una vez más, se carga toda la responsabilidad al profesorado porque las administraciones educativas no han hecho sus deberes ni se han puesto en marcha medidas complementarias.

Todo ello, junto a la reducción de los niveles académicos durante el primer trimestre, hace muy necesario actualizar la estrategia educativa. En este sentido, CSIF exige la realización de pruebas masivas entre el profesorado y el refuerzo de las plantillas, teniendo en cuenta que comunidades como Madrid y Cataluña rescindieron los ‘contratos covid’ de principios de curso, lo que ha alterado la organización de las aulas y el apoyo al alumnado. El sindicato, reclama, asimismo, que se informe sobre cuándo se producirá la vacunación sobre docentes y escolares.

Por último, y respecto a la posibilidad de futuros confinamientos, el sindicato ha lanzado encuestas entre los docentes de varias comunidades autónomas para evaluar la formación telemática y las medidas de prevención en las aulas.

Solo en la comunidad de Madrid, según los datos recabados por CSIF, el 65% de docentes y equipos directivos están teniendo problemas de acceso a la plataforma de enseñanza on line Educamadrid, lo que revela cuál es la situación en las aulas durante la pandemia.