CSIF exige integrar la Perspectiva de Género en la Prevención de Riesgos Laborales
05 de Marzo de 2020

La Central Sindical Independiente y de Funcionarios (CSIF), sindicato más representativo en las administraciones públicas y con presencia creciente en el sector privado, ha reclamado la integración de la Perspectiva de Género en las actuaciones de Prevención de Riesgos Laborales (PRL) en las administraciones públicas y las empresas privadas en la semana de la mujer.

La Estrategia Española de Seguridad y Salud en el trabajo 2015-2020, incluyó entre sus objetivos impulsar la integración de aspectos de género en la actividad preventiva, especialmente en sectores con mayor presencia de la mujer.

En el plan de acción 2019-2020 de la Estrategia Española, se introducen como prioridades el desarrollo de actuaciones inspectoras específicas para promover, facilitar y asegurar el cumplimiento de la normativa con campañas para la intensificación de PRL con enfoque de género.

Entre los objetivos de prevención de riesgos para proteger la seguridad y la salud en el trabajo se marca -en el artículo 5 apartado 4 de la Ley de Prevención de Riesgos Laborales- que las administraciones públicas promoverán la efectividad del principio de igualdad entre mujeres y hombres, considerando las variables relacionadas con el sexo tanto en los sistemas de recogida y tratamiento de datos como en el estudio e investigación generales en materia de prevención.

Todo ello, con el objetivo de detectar y prevenir posibles situaciones en las que los daños derivados del trabajo puedan aparecer vinculados con el sexo de los trabajadores.

Por todo ello, CSIF considera fundamental:

  • Incluir protocolos de vigilancia de la salud con parámetros acordes a la fisiología de la mujer.
  • Realizar estudios sobre condiciones de trabajo y salud en la mujer.
  • Promover un diseño del puesto de trabajo acorde a la anotomía de la mujer.
  • Mayor protección para las mujeres en situación de embarazo y la lactancia natural.
  • Formación para concienciar y sensibilizar ante esta necesidad.
  • Prevención de los riesgos psicosociales desde la perspectiva de género.
  • Eliminar la precariedad laboral en puestos feminizados.