El ministro de Universidad traslada a CSIF que el Estatuto del Personal Docente e Investigador se aprobará “muy pronto”
-Reunión de CSIF con el Ministro de Universidades
-Lucha contra la precariedad en las Universidades y eliminar la figura de los falsos asociados, prioridades de Manuel Castells
-Las universidades públicas han perdido 8.288 empleos estables de docentes e investigadores en nueve años
17 de Febrero de 2020

El ministro de Universidades, Manuel Castells, ultima el Estatuto del Personal Docente e Investigador (PDI) y confía en que el Gobierno pueda presentarlo “muy pronto”, tal y como trasladó a la Central Sindical Independiente y de Funcionarios (CSIF), sindicato más representativo en las administraciones públicas y con presencia creciente en el sector privado. Según explicó el ministro, las prioridades de su departamento pasan por acabar con la precariedad en las universidades, favorecer la estabilidad en las plazas –en colaboración con el Ministerio de Política Territorial y Función Pública—así como eliminar la figura de los falsos asociados.

En una primera ha reclamado al ministro de Universidades, Manuel Castells, soluciones urgentes ante la inestabilidad y precariedad laboral actual. En nueve años, se han perdido 8.288 efectivos de personal docente e investigador funcionario, lo que supone un descenso de un 16,2% de su plantilla.

Desde CSIF, exigimos al ministro, en esta primera reunión de la legislatura, que impulse las medidas que necesitan nuestras Universidades y que pasan por dignificar y situar a los trabajadores y trabajadoras en el centro de las reformas.

Denunciamos, además, que la crisis y la aplicación durante más de seis años de la tasa de reposición en las universidades públicas ha provocado una caída en el profesorado estable y un aumento de la precariedad laboral del profesorado contratado, como recoge el informe “La Universidad Española en cifras 2019. Curso académico 2017/2018”, elaborado por CRUE Universidades Españolas.

Así, el profesorado con régimen de contratación laboral se ha incrementado en un 18,4% (8.637 personas más) y el colectivo de personal docente e investigador (PDI) laboral supone ya el 56,4% del total del profesorado universitario, que alcanzó en 2017 la cifra de 98.362 personas. Además, de 2008 a 2017, la categoría profesional con mayor presencia en el régimen funcionarial (Profesor Titular de Universidad) descendió un 2,2%, mientras que la más numerosa entre los contratados laborales (Profesor Asociado) se incrementó en un 4,2%.

Para CSIF, todas estas cifras confirman la uberización de las plantillas universitarias, por lo que pediremos al ministro que acabe con la tasa de reposición y que se pongan en marcha amplias convocatorias de plazas de personal docente e investigador en las universidades públicas.

Además, planteamos a Castells la negociación de un Estatuto del Personal Docente e Investigador; incremento de la financiación de las universidades; modificación de los criterios ANECA de evaluación del profesorado universitario e implantación de un máximo por curso de 240 horas de actividad docente.

Por último, exigimos generalizar la promoción y la carrera profesional del PDI y del Personal de Administración y Servicios (PAS) y el acceso a quinquenios y sexenios para el PDI laboral temporal e interino.