Victoria judicial: El Tribunal Supremo impide a ETTs recortar los Planes de Igualdad
-La empresa Qualytel Teleservices no aplicaba a los empleados que contrataba a través de las ETT Ranstad, Adecco y Crit las medidas de su Plan de Igualdad
27 de Noviembre de 2019

La Sala de lo Social del Tribunal Supremo ha dictado una sentencia en la que concluye que los trabajadores contratados a través de las empresas de trabajo temporal (ETT) Ranstad, Adecco y Crit tienen derecho a disfrutar las mismas medidas de igualdad y conciliación que ofrece la empresa para la que prestan sus servicios, como reclamó la Central Sindical Independiente y de Funcionarios (CSIF).

En la sentencia del Alto Tribunal, en la que ha sido participe CSIF, sindicato más representativo en las administraciones públicas y con presencia creciente en el sector privado, se reclamó el derecho de los trabajadores puestos a disposición de la empresa de Contact Center, Qualytel Teleservices por las citadas ETTs, a que se les reconocieran los mismos derechos recogidos en su Plan de Igualdad que al resto de plantilla.

Las empresas demandadas, por su parte, entendían que la Ley que regula las ETTs no ampara la aplicación en bloque de todas las medidas que contemplen los planes de igualdad de las empresas a las que prestan sus servicios.

Así, a los empleados contratados a través de estas empresas de trabajo temporal no se les aplicaban medidas del citado Plan de Igualdad de Qualytel, como la difusión de los permisos por nacimiento de hijos, movilidad geográfica voluntaria para el cuidado de menores y familiares, permisos retribuidos para gestionar adopciones, flexibilidad horaria durante la adaptación de los hijos al primer ciclo de educación infantil, entre otras.

Según el fallo del Ato Tribunal, la contratación de personal en esta firma a través de empresas de trabajo temporal es una práctica habitual en todos sus centros de trabajo (más de diez, con una plantilla de unas 6.500 personas) y este tipo de contratos representan en torno al 25% del total.

Garantizar la igualdad

El Tribunal Supremo (que confirma ahora una sentencia de la Audiencia Nacional de 2017) considera, además, que la Ley que regula las ETT y la Ley de Igualdad no dejan lugar a dudas y garantizan que los trabajadores contratados para ser cedidos deben tener derecho a las mismas disposiciones de los trabajadores de la empresa usuaria, en materia de protección de las mujeres embarazadas, lactancia y de los menores, así como en materia de igualdad, incluyendo las medidas del Plan de Igualdad.

De esta manera, se pretende evitar que el empleo de trabajadores por ETTs no sea utilizado por las empresas usuarias como una vía para eludir el cumplimiento, entre otras materas, de la normativa en materia de igualdad de trato y no discriminación.

Por último, desde CSIF valoramos que el Alto Tribunal confirme en su fallo que ”nada impide” que se apliquen a estos trabajadores de las ETTs las medidas para impulsar la igualdad y que subraye que “la igualdad entre hombres y mujeres constituye valor supremo del ordenamiento jurídico”.

El Tribunal Supremo concluye que su aplicación debe considerarse “criterio hermenéutico imprescindible para la interpretación de las normas jurídicas, más aún en un caso (como éste) que trata de dilucidar si los trabajadores puestos a disposición por las ETTs tienen derecho o no a que se les apliquen las medidas en el plan de igualdad de la empresa usuaria”.