Javier Jordán de Urries, nuevo presidente del sector nacional de Justicia de CSIF
- Recuperar el 5% en las retribuciones, consolidar el Registro Civil dentro de la Justicia y eliminar diferencias salariales entre CC.AA, principales retos para los próximos 4 años
29 de Octubre de 2019

Javier Jordan de Urries Sagarna ha sido elegido nuevo presidente del sector nacional de Justicia de la Central Sindical Independiente y de Funcionarios (CSIF) –sindicato mayoritario en este ámbito-- para los próximos cuatro años, en el Congreso celebrado en Madrid el 29 de octubre.

Jordán es licenciado en Derecho por la Universidad de Zaragoza, funcionario de Justicia desde el año 2001 y comenzó en el sindicato como delegado de base en Cantabria en el año 2007. En 2012 pasó a formar parte de la ejecutiva nacional del sector ocupando la Secretaría de coordinación territorial, negociación y comunicación y desde 2015 ha sido vicepresidente nacional de Justicia.

En estos próximos cuatro años, el sector de Justicia va a seguir alineado con la posición de CSIF como sindicato transparente, profesional e independiente que apuesta por la negociación como la mejor forma de conseguir y consolidar mejoras laborales y retributivas.

Los objetivos principales para este periodo serán:

- La recuperación de los derechos que aún no han sido devueltos a los trabajadores, en especial, la recuperación del 5% de media en las retribuciones de los funcionarios de Justicia.

- La consolidación del Registro Civil dentro de la Administración de Justicia gestionado por funcionarios de Justicia.

- La eliminación de las diferencias salariales en el complemento específico, especialmente, entre las CCAA con traspasos y el ámbito gestionado por el Ministerio de Justicia. - La revisión de las guardias y el incremento de las retribuciones por este concepto.

- La recuperación de los complementos de violencia sobre la mujer en todos los ámbitos territoriales.

- La aplicación en la Administración de Justicia de medidas de conciliación familiar y laboral.

- La puesta en valor del potencial del capital humano en los cuerpos de funcionarios de la Administración de Justicia (Letrados, Cuerpos generales y cuerpos especiales) en la implantación de la oficina judicial cuya implantación es necesario replantearse; así como en la implantación de las nuevas tecnologías de la información y la comunicación en la Justicia.

CSIF cree necesario sacar a la Justicia de su particular día de la marmota, con la consecución de un Pacto de Estado real, que cuente con los funcionarios de este ámbito, tanto para su diseño como para su implantación.