8M: CSIF convoca huelga para denunciar los incumplimientos en materia de Igualdad
- Una de cada dos mujeres de la Administración reconoce que convive a diario con situaciones sexistas
- CSIF destapa la discriminación salarial en empresas agroalimentarias y abusos empresariales contra la mujer en Zara

08 de Marzo de 2019

La Central Sindical Independiente y de Funcionarios (CSIF), sindicato más representativo en las administraciones públicas y con presencia creciente en el sector privado, convoca huelga con motivo del 8 de marzo, Día Internacional de la Mujer, para denunciar las situaciones de discriminación, abuso y violencia que sufren las mujeres de todo el mundo y levantar la voz a favor de la Igualdad.

A esta convocatoria de huelga estuvieron llamados miles de trabajadores y trabajadoras de las administraciones, empresas públicas y empresas privadas donde también estamos presentes. Se trata de una huelga de 1 hora (en turno de mañana, tarde o noche) y los paros estaban fijados en horario de 12,00 h. a 13,00 h., de 15,00 h. a 16,00 h. y de 23,00 h. a 24,00 h.

Esta jornada nos servirá para reivindicar los déficits e incumplimientos por parte de las diferentes administraciones en las políticas de corresponsabilidad y conciliación familiar; eliminación de la brecha salarial; promoción de la Igualdad efectiva y lucha contra la violencia de género.

Desde la aprobación del I Plan de Igualdad en 2011, el Gobierno reconoce la necesidad de mejorar las medidas de conciliación (bolsa de horas, teletrabajo cierre de ministerios a las 18,00 horas, configurar la lactancia como derecho individual, la brecha salarial, y los obstáculos que afrontan las mujeres y que limitan la igualdad plena en el desarrollo de la carrera profesional).

Quedan pendientes otras medidas fundamentales como el desarrollo del protocolo contra el acoso sexual, las unidades de igualdad o la reserva del 2 por ciento de la oferta de empleo público para mujeres víctimas de violencia de género.

HITOS CONTRA LA DISCRIMINACIÓN: SENTENCIA ZARA Y ENVASADORAS

CSIF, por su parte, ha logrado dos importantes hitos judiciales muy recientes que nos permiten seguir avanzando en nuestros objetivos de lucha contra la discriminación salarial y laboral y en defensa de una igualdad efectiva.

Así, el sindicato ha ganado una sentencia en el sector del manipulado de alimentos que condena a la envasadora Acrena a equiparar los salarios entre hombres y mujeres. Estas últimas cobraban menos por hora porque la empresa entendía que el trabajo de sus compañeros era superior físicamente cuando en realidad era el mismo.

El fallo no afecta solo a una empresa concreta, sino que nos ha permitido destapar que el Convenio Colectivo de Trabajo del sector del Manipulado y Envasado de Frutas, Hortalizas y Flores de Almería -firmado por CC.OO y UGT- avala la discriminación entre los mozos de almacén y las envasadoras. Hablamos de unas 26.000 mujeres que sufren esta discriminación en la provincia, una potencia mundial del sector hortofrutícola.

El sindicato ha denunciado abusos empresariales en otro sector altamente feminizado como el de las cadenas de tiendas de moda. Tras nuestra denuncia, CSIF ha ganado una sentencia a la multinacional Zara por discriminar a 16 trabajadoras en Almería, al prohibirles hacer uso de su reducción de jornada por cuidado de hijos menores de edad, un derecho laboral fundamental recogido en el Estatuto de los Trabajadores.

CSIF se felicita por esta sentencia, ya que condena a Zara por vulneración de derechos fundamentales, así como a reubicar a las trabajadoras con su reducción de jornada y a una indemnización de 6.250 euros.

Por otra parte, y con ocasión también del 8 de marzo, CSIF ha puesto en marcha una encuesta sobre más de 4.000 personas, donde se pone de manifiesto que el 50 por ciento de las trabajadoras de las administraciones públicas convive a diario con situaciones sexistas, según los resultados preliminares.

Revela que el 55% admite que existe un humor sexista en su trabajo, que el 40% ha soportado piropos o comentarios sobre la apariencia, que el 40% se ha sentido discriminada por ser mujer (ninguneos o indiferencia en reuniones de trabajo frente a sus compañeros…) y que el 32% ha recibido comentarios ofensivos relacionados con su condición de mujer.

Ficheros Adjuntos: