El Gobierno del Estado ha renunciado a la lucha contra el fraude fiscal, la economía sumergida, el blanqueo y la fuga de capitales
06 de Junio de 2017

En los últimos años la Agencia Estatal de Administración Tributaria ha perdido alrededor de 4.000 efectivos, poniéndose con ello en riesgo la lucha contra el fraude fiscal, la economía sumergida, el blanqueo y fuga de capitales.

A pesar de ello el Gobierno del Estado, no muestra interés en solventar esta situación, y con falsas promesas de potenciar la lucha contra el fraude, hemos comprobado, como en la Ley de Presupuestos del Estado para el año 2017 el Gobierno, se niega a reponer estos efectivos perdidos, con lo que los objetivos de recaudación y rebaja del déficit público exigidos por Bruselas no podrán cumplirse y serán, de nuevo, los ciudadanos, quienes sufran las consecuencias negativas al rebajarse la prestación de servicios públicos, como educación, sanidad y seguridad, ante la falta de ingresos.

Vemos con sorpresa como el Gobierno en su discurso dice poner todos los medios para combatir el fraude fiscal, la economía sumergida, el blanqueo y fuga de capitales y, sin embargo, cuando llega la hora de la verdad, con los presupuestos generales, estos no recogen ninguna medida que fomente o potencie la lucha contra el fraude impidiendo que la AEAT tengan más medios, tanto humanos como materiales, dedicados a tal fin.

Los Sindicatos en la AEAT (SIAT, CCOO, UGT y CSI-F) queremos trasladar a la opinión pública la urgencia de reponer, no solo las jubilaciones de empleados públicos que se han producido -y las que se llevarán a cabo este año 2017-, que supondrán una pérdida de empleados públicos dedicados a la lucha contra el fraude de otros 1.500 efectivos.

Por ello entendemos que se hace necesario y urgente aprobar un incremento adicional de plazas en la oferta de empleo público, para alcanzar una tasa de reposición razonable que permita llevar a cabo una lucha contra el fraude fiscal eficaz y que en ningún caso supondría un desequilibrio presupuestario en la ley de presupuestos para el año 2017; y el Gobierno lo sabe –por cada euro invertido en el personal de la Agencia Tributaria revierten al Estado más de 20 euros- potenciándose así la recaudación y la lucha contra el fraude fiscal.

Los Sindicatos solicitamos además la actualización de la carrera profesional de los empleados públicos de la AEAT bloqueada desde el año 2012, bloqueo que impide renovar y potenciar la estructura organizativa y de reparto de competencias y funciones que existe en la actualidad, que de llevarse a cabo permitiría que los trabajadores de la AEAT pudieran asumir mayores niveles de responsabilidad en la lucha contra el fraude fiscal realizando su trabajo con mayor eficacia.

Los Sindicatos en la AEAT denunciamos esta situación ante la opinión pública y anunciamos el inicio de movilizaciones dirigidas a conseguir que el Gobierno cumpla con el compromiso adquirido de reforzar la lucha contra el fraude mediante las convocatorias extraordinarias de puestos para la AEAT en la oferta de empleo público y el desbloqueo de la carrera profesional de los empleados de la AEAT.

Las organizaciones sindicales, Sindicato Independiente de la Agencia Tributaria (SIAT), Comisiones Obreras (CCOO), Unión General de Trabajadores (UGT) y la Central Sindical Independiente y de Funcionarios (CSI-F) estamos manteniendo reuniones para concretar las medidas a tomar para exigirle al Gobierno que ponga los medios necesarios para dotar a la Agencia Tributaria de los medios humanos y materiales que permitan luchar contra el fraude fiscal, la economía sumergida, el blanqueo y fuga de capitales.

Para más información CSI-F (Teléfono: 91 583 11 95)