CSI·F se pregunta: ¿qué pasa con las notificaciones administrativas en Correos?
Después del transcurso de más de 10 días desde la entrada en vigor de la nueva ley que regula la entrega de las Notificaciones Administrativas, CSI·F cuestiona la mala planificación y la falta de ideas de Correos para dar una solución válida y definitiva a la entrega obligatoria de las notificación por las tardes.
16 de Diciembre de 2016
Entrega de notificaciones en Correos

CSI·F, como principal organización sindical representativa de los empleados públicos, te informa sobre la reunión de la Comisión de Empleo Central que ha tenido lugar hoy día 15, para abordar la entrega de las Notificaciones Administrativas en turno de tarde. CSI·F ha denunciado a la empresa su falta de voluntad de negociación durante estos cien días de confusión y desorden que se ha generado en el reparto de las notificaciones. Asimismo luce, por su falta de brillo, la capacidad que tiene Correos para continuar negociando temas más generales, pero igualmente importante, como es el Convenio Colectivo para el personal laboral, el Acuerdo General para los funcionarios, etc.

CSI·F ha manifestado a la empresa los elementos necesarios que permiten propiciar un acuerdo para la entrega de las notificaciones:

  • Voluntariedad.

  • Respeto al Convenio Colectivo.

  • Regulación y trasparencia de los llamamientos futuros.

  • No a la jornada partida.

  • Actividad dirigida exclusivamente a las notificaciones.

  • Reducir los contratos “a tiempo parcial”, y sólo para cuando no haya fijos voluntarios.

  • Compensación económica.

Correos nos ha mostrado las dificultades que tiene para elaborar una planificación definitiva sobre este tema, que ha retrasado desafortunadamente la reunión de hoy, según los comentarios facilitados. CSI·F no admite que estas dificultades sean insalvables, y mucho menos si la empresa hubiera tratado antes este problema. Los principales obstáculos alegados por Correos son las siguientes:

  • Las compensaciones económicas, tanto para los jefes como para el personal voluntario, ya que se requiere de autorización por pertenecer a la masa salarial.

  • Las trabas legales, que impiden una mayor flexibilidad, ya que existe el límite para el personal laboral de sólo 80 horas extraordinarias al año.

  • La sensibilidad que provoca este tema en los trabajadores para encajarlo dentro del Convenio Colectivo.

Se pretende cubrir las 4 horas de la tarde dando prioridad al personal fijo de la empresa, disminuyendo para ello el número de contrataciones, sin que ello suponga alteración en las conciliaciones familiares, ni distorsiones para los trabajadores, ni tampoco jornadas partidas.

CSI·F defenderá la legalidad vigente, la voluntariedad del servicio y una remuneración adecuada, tanto con actuaciones jurídicas como con medidas de conflicto. Lo más importante son los trabajadores.