CSIF reivindica la labor docente ante los resultados del Informe Pisa 2015
A pesar de los recortes educativos, la inestabilidad legislativa y el escaso reconocimiento del profesorado los niveles mostrados del informe continúan constantes desde el 2009
07 de Diciembre de 2016

El informe PISA de 2015 que se ha publicado en el día de la celebración de la Constitución Española muestra de nuevo el estancamiento de los niveles educativos en España. El estudio que realiza cada tres años la OCDE se ha elaborado a partir de una muestra de 540.000 alumnos de 15 años procedente de 72 países de los 29 millones de estudiantes en total de esta edad. Como novedad es preciso resaltar que en esta edición han participado todas las Comunidades Autónomas de España.

Los resultados publicados de manera numérica hay que recordar que son estadísticos y muestran las siguientes conclusiones con respecto a España:

  • Los resultados son estables en España desde el 2009. Algunos quieren ver mejorías pero los datos están dentro de los márgenes de error que tiene todo estudio estadístico, por lo que se puede considerar que son muy similares en todas las ediciones.
  • Nuestros datos de equidad en el Sistema Educativo muestran buenos resultados. Esto también viene siendo similar desde el comienzo de los estudios PISA. No olvidemos que la Enseñanza Pública es la única red que garantiza la igualdad de oportunidades, entre otros aspectos, porque está presente en todos los pueblos de España.
  • Hay diferencias significativas en los niveles entre las Comunidades Autónomas. Estas diferencias muestran que con la misma Ley Orgánica se pueden marcar diferencias en las políticas educativas para obtener mejores resultados. Eso sí, no hay que olvidar que algunas de éstas pueden ser ocasionadas por diferencias socioeconómicas que hay que valorar en su justa medida. Además, estos estudios estadísticos pueden obviar determinados factores como las características del alumnado o el contexto socio-económico y cultural en que se ubique el centro.

CSIF Educación resalta la labor de los docentes para poder mantener estos resultados dentro de la media de la OCDE a pesar de los palos en las ruedas: recortes educativos, desprestigio de la labor docente e inestabilidad educativa son factores que entorpecen la mejora de nuestro Sistema, que debe intentar alcanzar los niveles de los mejores países de nuestro entorno europeo. La vocación y profesionalidad del profesorado mantiene cada día la calidad de nuestro sistema educativo.

En el mismo estudio, analizado por el Director del Estudio, Sr. Andreas Schleicher, se muestra que los países con mejores resultados tienen en común algunos factores que para CSIF deben ser tenidos muy en cuenta por parte de nuestros dirigentes políticos:

  • Normativa legislativa fácil y resumida sin excesos regulatorios que incrementan ostensiblemente la burocracia y con una máxima estabilidad que permite trabajar en la calidad de la Educación y no en aplicar diferentes normas.
  • Importancia en la calidad del Profesor. Para ello trabajar en una carrera profesional atractiva, dotando a su labor del prestigio social necesario y atendiendo sus demandas y propuestas educativas.
  • Estabilidad presupuestaria. Los países con mejores resultados tienen una financiación necesaria que se mantiene en el tiempo sin sobresaltos presupuestarios significativos, independientemente del panorama socio-político y económico del momento.

Todo esto muestra a las claras cuáles son los principios que para CSIF deben ser incluidos en un Pacto de Estado por la Educación, que en sí mismo ya es un objetivo a conseguir para la mejora de nuestro Sistema Educativo:

  • Estabilidad del Sistema Educativo en su estructura y establecimiento de un currículum básico.
  • Elaboración de una Ley Orgánica estable y válida para varias generaciones a partir de la opinión de los docentes, únicos profesionales del Sistema Educativo y piedra angular del mismo.
  • El mantenimiento de la igualdad de oportunidades, dato que el informe PISA valora como positivo para España, aspecto que debe de reforzarse potenciando la Educación Pública.
  • Dignificación y prestigio de la labor docente como principio esencial para la mejora de la Educación. Para ello dentro del Pacto de Estado se debe de acordar el Estatuto Docente que regule toda la carrera docente desde su ingreso hasta su jubilación.
  • La financiación del Educación, que debe acometerse para llegar a los niveles de los mejores países y recomendaciones de la OCDE. Por ello se deben fijar en el Pacto los niveles de gasto educativo y consensuar un horizonte final que estabilice el presupuesto en Educación en un porcentaje del 6% sobre el PIB.

Estas son las bases en las que debe acordarse el Pacto Educativo, indispensables para lograr los niveles que nuestro país debe tener como objetivo alcanzar. De nada sirven los datos si no extraemos lecciones para mejorar y nuestros políticos deben tomar nota de ello.

Si no logramos ahora el Pacto Educativo, los docentes seguirán haciendo la ardua tarea de achicar problemas que nos llegan para seguir manteniendo los niveles medios que tenemos.

Por la dignificación de la labor docente.

CSIF EDUCACIÓN