INGRESO MÍNIMO VITAL
Real Decreto-ley 20/2020, de 29 de mayo
03 de Junio de 2020

El ingreso mínimo vital se configura como el derecho subjetivo a una prestación de naturaleza económica que garantiza un nivel mínimo de renta a aquellos que se encuentren en situación de vulnerabilidad económica en los términos definidos en el RD 20/2020, de 29 de mayo (BOE 01/06/2020).

No contarán como ingresos los salarios sociales, rentas mínimas de inserción o ayudas análogas de asistencia social concedidas por las comunidades autónomas.

¿Quiénes se beneficiarán?

  • Personas integrantes de una unidad de convivencia.
  • Personas de al menos 23 años y menores de 65 años que viven solas (no hay requisitos de edad para mujeres víctimas de violencia de género o víctimas de trata de seres humanos y explotación sexual).

¿Qué requisitos se precisan?

  • Residencia legal y efectiva en España y haberla tenido de forma continuada e ininterrumpida durante al menos el año inmediatamente anterior a la fecha de presentación de la solicitud.
  • Las personas que viven solas deberán haber vivido de manera independiente durante al menos 3 años antes de la solicitud del ingreso mínimo vital (esto no se exigirá a las víctimas de violencia de género que hayan abandonado su domicilio habitual).
  • Formar parte de una unidad de convivencia durante al menos el año anterior a la presentación de la solicitud, de forma continuada.

¿En qué situación de vulnerabilidad económica deben encontrarse?

  • Se tiene en cuenta la capacidad económica de la persona beneficiaria.
  • La diferencia entre la renta garantizada y el conjunto de todas las rentas e ingresos del beneficiario/a o los miembros de la unidad de convivencia del ejercicio anterior, tiene que ser igual o superior a 10 € mensuales.
  • Excluidas personas beneficiarias individuales o personas que se integren en una unidad de convivencia en la que cualquiera de sus miembros sea administrador de derecho de una sociedad mercantil.
  • El ingreso mínimo vital será compatible con las rentas del trabajo o la actividad económica por cuenta propia de la persona beneficiaria individual o los miembros de la unidad de convivencia.
  • Persona individual: 100% del importe anual de las pensiones no contributivas, dividido entre 12.
  • Unidad de convivencia: lo anterior incrementado un 30% por miembro adicional a partir del 2º hasta un máximo de 220%.
  • Complemento familia monoparental: resultado de aplicar un 22% a la primera cuantía (persona individual).
  • Lo anterior se incrementará acreditando gastos de alquiler de la vivienda habitual.
  • Renta garantizada individual 2020: 5.538 € anuales.

Escala de incrementos para el cálculo de la renta garantizada según el tipo de unidad de convivencia para el ejercicio 2020

Escala de incrementos para el cálculo del límite de patrimonio aplicable según el tipo de unidad de convivencia

Un adulto solo

5.538 €

Un adulto solo

16.614 (3 veces la renta garantizada para un adulto solo)

Un adulto y un menor

1,52

Un adulto y un menor

1,4

Un adulto y tres o más menores

1,82

Un adulto y tres o más menores

1,8

Dos adultos y un menor

2,12

Dos adultos y un menor

2,2

Dos adultos y dos menores

1,3

Dos adultos y dos menores

1,4

Dos adultos y tres o más menores

1,6

Dos adultos y tres o más menores

1,8

Tres adultos

1,9

Tres adultos

2,2

Tres adultos y dos o más niños

2,2

Tres adultos y dos o más niños

2,6

Cuatro adultos

1,6

Cuatro adultos

2,2

Cuatro adultos y un niño

1,9

Cuatro adultos y un niño

2,6

Otros

2,2

Otros

2,6

¿De cuánto será la duración de la misma?

Mientras subsistan los motivos que dieron lugar a su concesión y se cumpla con los requisitos y obligaciones este Real Decreto.