CSIF critica la inacción del Ministerio de Ciencia, Innovación y Universidades
01 de Octubre de 2018

1º) Criticamos la pasividad e inacción del nuevo Ministerio de Ciencia, Innovación y Universidades

  • No se ha iniciado ningún proceso de negociación, ni siquiera sobre el Estatuto del Personal Docente e Investigador
  • No hay intención alguna de derogar el Real Decreto-Ley 14/2012 en lo referente al incremento de la docencia presencial y la dedicación del profesorado universitario
  • No hay propuestas para reducir la precariedad de una plantilla docente e investigadora que sólo es estable en un 56’5%

2º) CSIF exige a Pedro Duque condiciones laborales y salariales dignas para más de 31.000 profesores asociados de universidad

  • El sindicato le urge a crear una nueva figura docente de carácter indefinido
  • Se deben generalizar planes de estabilización para incorporar profesores asociados a la carrera académica

Durante el curso 2016-2017 hubo 31.540 Profesores Asociados en las Universidades españolas según los datos del último Informe publicado por la Fundación Conocimiento y Desarrollo (CyD).

Estas cifras indican que el Profesor Asociado es la figura más numerosa (26’2% del total del Personal Docente e Investigador) y la que cada vez tiene un peso más importante en la actividad docente de las universidades.

Si se tiene en cuenta al profesor asociado y a otras figuras inestables, precarias y muy numerosas como Profesores Ayudantes, Ayudantes Doctores, Contratados Doctores interinos, Titulares interinos, Sustitutos, Visitantes, etc., no es de extrañar que según el Informe CyD durante el curso 2016-2017 sólo era estable el 56’5% de la plantilla docente e investigadora.

CSIF quiere también soluciones para el profesor asociado con vocación académica que surgió para absorber el impacto de la crisis de la financiación universitaria. El sindicato critica unas condiciones escandalosas de precariedad: cobran entre 300 y 600 euros, tienen contratos anuales o semestrales, sus retribuciones pueden verse mermadas durante los meses de verano, no se les reconoce las horas de preparación de clases, correcciones, evaluaciones, etc. La inestabilidad es otra de sus características y la sucesión de contratos temporales celebrados en fraude de ley, tal y como reconocen los Tribunales de Justicia, les impiden gozar de una mínima estabilidad laboral.

El resultado de esta política demuestra una necesidad consolidada de plantilla que necesita un horizonte de estabilidad para aquellos profesores que han ocupado estas plazas aun siendo poseedores de acreditaciones para figuras superiores, y cuyo desempeño haya sido necesario y positivo a lo largo de los últimos años. En esa línea, CSIF pide a las universidades planes de estabilización para incorporar profesores asociados a la carrera académica.

CSIF Educación