CSIF exige a la Ministra el incremento retributivo del complemento específico de ámbito no transferido
30 de Enero de 2019

CSIF, y el resto de los sindicatos de ámbito nacional, nos hemos dirigido por escrito a la Ministra de Justicia exigiendo la inmediata apertura de la Mesa de Negociación del ámbito no transferido para abordar, entre otros, la subida del complemento específico del personal destinado en el ámbito de gestión del Ministerio. En dicho escrito las cuatro organizaciones sindicales hemos exigido que convoque a lo largo de la primera quincena del mes de febrero la mesa de retribuciones y presente una propuesta firme y clara, advirtiendo que de no hacerlo entenderemos que no existe voluntad y nos veremos en la obligación de anunciar conflicto colectivo, llevando a cabo cuantas movilizaciones entendamos oportunas, sin descartar la convocatoria de huelga.

Han pasado más de 10 años desde la última actualización del complemento específico a los Cuerpos Nacionales del ámbito no transferido. Para ello fue necesario convocar una huelga indefinida que duró cerca de dos meses, siendo secundada por la mayoría de las compañeras y compañeros del territorio Ministerio, situando la media de participación por encima del 80% a lo largo de todo el conflicto.

Es alarmante que el Ministerio de Justicia haga oídos sordos a esta justa reivindicación, dando la espalda a más de 10.000 trabajadores que han visto a lo largo de estos últimos diez años como se han incrementado sus funciones y responsabilidades, sin que las mismas hayan sido reconocidas retributivamente. Por el contrario la práctica totalidad de las CCAA transferidas si han hecho ese reconocimiento a los trabajadores de la Administración de Justicia destinados en el ámbito de su gestión, que se ha traducido en un incremento retributivo del complemento específico, situando la brecha salarial existente entre unos y otros en algunos casos superior a los 600 €.

Para CSIF ha llegado el momento de que se aborde en la negociación esta justa reivindicación y se ponga fin a la brecha salarial existente entre los Cuerpos Nacionales destinados en el ámbito de gestión del Ministerio de Justicia y las CCAA transferidas. La Ministra de Justicia, que conoce de primera mano este agravio económico, tiene una gran oportunidad de trasladar a los legítimos representantes de los trabajadores una propuesta de acuerdo donde se recoja la mejora de las condiciones laborales y retributivas del personal no transferido. El Ministerio de Justicia no puede seguir siendo el peor pagador a sus trabajadores.