Los 14 interinos del SEPE en La Rioja siguen pendientes de su renovación en junio
Preocupación de CSIF por la continuidad del personal de refuerzo

·No se puede asumir la carga de trabajo actual sin el apoyo de estos funcionarios: urge una oferta de empleo extraordinaria y específica para el SEPE
21 de Mayo de 2021

(LOGROÑO, viernes 21 de mayo de 2021) La Central Sindical Independiente y de Funcionarios (CSIF) sindicato más representativo en las administraciones públicas, advierte de que 14 trabajadores/as destinados a reforzar el Servicio Público de Empleo Estatal (SEPE) en La Rioja siguen pendientes de la renovación de sus nombramientos, al igual que el resto de sus compañeros en toda España que suman más de 2.100 personas. No olvidemos que estos trabajadores se ocupan de tareas tan importantes para muchos trabajadores y sus familias como son las tramitaciones de los ERTE o las prestaciones y subsidios por desempleo. Desde CSIF, nos hemos dirigido de nuevo al Ministerio de Política Territorial y Función Pública para mostrar nuestra profunda preocupación por la continuidad de dos colectivos de funcionarios interinos en el SEPE. Se trata de 1.500 efectivos nombrados como consecuencia del COVID19 (9 en La Rioja) y de otros 635 trabajadores/as adscritos a los sucesivos Programas (5 en La Rioja), cuyos nombramientos en ambos casos concluyen a 30 de junio. Tras la solicitud previa de información de CSIF al SEPE, nos han indicado que estudian distintas fórmulas, pero que aún no se puede concretar de manera definitiva la continuidad de ambos colectivos, a la espera de una decisión de Función Pública. En este sentido, mostramos nuestra preocupación ante la inacción del Ministerio de Trabajo, ya que la situación por la que atraviesa el SEPE es tremendamente compleja y delicada, con una carga de trabajo que sería imposible de asumir sin el apoyo de estos 2.135 empleados/as públicos, que suponen un 26% de la plantilla en el conjunto de nuestro país, un porcentaje que asciende al 28% en la comunidad autónoma de La Rioja cuya plantilla cuenta con un total de poco más de 50 trabajadores repartidos entre las oficinas de Calahorra, Haro y Logroño. La carencia de recursos humanos en el SEPE es alarmante. Para CSIF, no es de recibo esperar al último momento para tomar una decisión, entre otras razones, por la operatividad del SEPE de cara a la distribución de las cargas de trabajo en verano. Es urgente aclarar cuanto antes si estos trabajadores/as continuarán en el organismo a partir de junio y por cuánto tiempo. Por todo ello, planteamos la convocatoria de una oferta de empleo pública extraordinaria y específica para paliar el déficit estructural del SEPE, ya que en los últimos diez años se han perdido cerca de 3.400 efectivos por las políticas de recortes. En la actualidad, el SEPE cuenta con unos 8.400 efectivos de los que un 33% son trabajadores temporales y tiene, además, en torno a 1.500 puestos vacantes. Una cifra totalmente insuficiente para atender a la ciudadanía. Urge una dotación suficiente de recursos humanos, estructurales y profesionalizados, ante la situación de emergencia social por el COVID y la más que probable evolución negativa del mercado laboral, tal y como apuntan distintos organismos nacionales e internacionales.