CSIF llevará a Cacho a los tribunales por vulnerar derechos fundamentales y empeorar las condiciones de trabajo de los docentes
• Este sindicato critica que el Consejero de Educación sólo tenga en cuenta a los sindicatos afines y que ahora también censuran su nuevo Plan de Contingencia General
28 de Julio de 2020

LOGROÑO, martes 28 de julio de 2020

La Central Sindical Independiente y de Funcionarios (CSIF), sindicato más representativo en las administraciones públicas, llevará a los tribunales al Consejero de Educación por vulneración de derechos fundamentales, al ser excluido de las negociaciones del Plan de Contingencia General 20/21 que presentó ayer su Consejería y que empeora sustancialmente las condiciones de trabajo de los docentes riojanos, aumentando su jornada laboral y responsabilidades de índole sanitario que sobrepasan sus competencias.

En este sentido, CSIF critica que no se le haya invitado a ninguna reunión para tratar este documento que ahora también es cuestionado por las tres organizaciones sindicales afines que, hasta ahora, han avalado las decisiones del Consejero de Educación estampando su firma en el tan cacareado pacto por la Pacto Social por la Reconstrucción Educativa, el pasado 18 de mayo.

CSIF entiende que un documento de tanta importancia y transcendencia para la comunidad educativa y especialmente para los docentes, debería haberse negociado en la Mesa Sectorial de Educación. En cambio, se ha aprovechado la exclusión de CSIF para presentar un documento fuera de plazo, insuficiente y que empeora sustancialmente las condiciones de trabajo del profesorado.

Por otra parte, CSIF manifiesta su perplejidad ante la actitud del Consejero por haber presentado dicho Plan solamente a las tres sindicatos que ahora desaprueban públicamente un documento que sólo ellos conocían antes que el resto de los sindicatos de educación.

Si durante el confinamiento los docentes ya sufrieron el exceso de trabajo, la ansiedad y la ingente cantidad de burocracia, ahora se pretende ir más lejos con la presentación de los tres planes “negociados” con sus sindicatos afines.

El Plan da sólo tres días de plazo a los equipos directivos para que preparen el plan de contingencia para el centro, algo a todas luces imposible y que además hace recaer sobre este equipo una excesiva responsabilidad, incluso sobre materias en las que no están preparados, como la prevención de riesgos laborales o sanitarias.

Por otra parte, el documento presentado aumenta las horas de trabajo, pasa de 18 a 21 horas, y empeora sustancialmente las condiciones de trabajo del profesorado y paralelamente no da garantías suficientes para la protección sanitaria, ni del profesorado, ni de los alumnos.

Por tanto, CSIF llevará al Consejero de Educación ante los tribunales por vulnerar el derecho fundamental a la negociación sindical si no abandona su actitud discriminatoria, errática y carente de voluntad de consenso.