CSIF lamenta que Jaén tenga la tasa de paro más alta de toda España
ACTUALIDAD
27 de Octubre de 2020

CSIF Jaén considera “muy preocupante” que la tasa de paro en la provincia, que se sitúa en el tercer trimestre de 2020 en 27,44%, sea la más alta de las registradas en todo el país. Así se desprende de los datos de la Encuesta de Población Activa (EPA) que se han dado a conocer hoy por el Instituto Nacional de Estadística (INE) y que revelan que el número de parados en Jaén se eleva a 77.200 personas, un 16% más que hace un año, cuando se registraron 66.600 personas en desempleo.

La presidenta de CSIF Jaén, Antonia Ibáñez, ha lamentado los datos conocidos hoy y ha manifestado que “es urgente poner freno a esta situación, por lo que necesario la colaboración entre administraciones para diseñar y aplicar medidas laborales, económicas y sociales”. A juicio de Ibáñez “es hora de que nuestros gobernantes se centren es un problema tan grave que nos acecha, como es el desempleo y aparquen sus diferencias para ocuparse de crear puestos de trabajo de calidad y con la máxima estabilidad”.

Para la máxima responsable de CSIF Jaén las consecuencias laborales del coronavirus “siguen atacando bruscamente a la provincia”. En este sentido, se ha mostrado especialmente preocupada con el dato de que 27 de cada 100 jiennenses quieran trabajar y se encuentren en desempleo. Esta cifra supone 11 puntos por encima de la media de la tasa de paro a nivel nacional, situada en un 16,26 por ciento. Por tanto, “es lamentable que las diferencias de nuestra provincia con el resto del país se hayan acrecentado”. La dirigente sindical pone también el acento en que la tasa de paro femenino en nuestra provincia es del 32,46 por ciento, un porcentaje que sigue subiendo, puesto que los datos de la EPA del tercer trimestre referidos a 2019, situaban este dato en 31,98 por ciento.

Ibáñez ha añadido que la pronta campaña de la aceituna mejorará estos porcentajes de desempleados, pero “estos vaivenes de cifras son sólo coyunturales y un ejemplo más de la inestabilidad laboral y la precariedad que desgraciadamente caracteriza la política laboral de nuestra provincia”.