La Junta de personal docente de centros públicos no universitarios de jaen denuncia la progresiva pérdida de unidades en la enseñanza pública.
EDUCACIÓN
26 de Junio de 2019

La Junta de Personal Docente de centros públicos no universitarios de la provincia de Jaén, representa a más de ocho mil docentes de los centros públicos no universitarios de la provincia de Jaén, destinada a la defensa del profesorado y a la mejora de la calidad de la enseñanza en nuestra provincia Hoy miércoles 26 de junio a las 9.30 h se ha concentrado para reivindicar la defensa de la enseñanza pública y denunciar la progresiva pérdida de unidades.

La Junta de Personal Docente de centros públicos no universitarios de la provincia de Jaén, está representada por seis sindicatos de enseñanza ANPE, APIA, CCOO, CGT, CSIF, USTEA; también hoy ha apoyado la concentración los compañeros de educación de UGT.

Sebastián Vallecillo, presidente de la Junta de Personal ha leído frente a las puertas de la Delegación Territorial de Educación un manifiesto denunciando que en el proceso de escolarización de los últimos años haya sido una constante la disminución y la supresión de unidades en la red pública, sobre todo en infantil y en primaria. Datos oficiales señalan que desde el curso 2011/2012 son 1117 el total de aulas de Educación Infantil desaparecidas en Andalucía. Paradójicamente para ese mismo periodo las unidades concertadas en Educación Infantil aumentaron en 181 en el conjunto de Andalucía, principalmente en las ciudades grandes y medias del territorio andaluz, a pesar de un contexto de fuerte descenso de la natalidad. De estos datos se deduce claramente que la crisis económica y demográfica ha sido asumida casi en su totalidad por la Educación Pública. Ante esta situación, nos preocupa que se plantee la concertación de otras enseñanzas, como el Bachillerato.

En la provincia de Jaén se han cerrado 13 unidades de Educación Infantil en localidades como Jaén, Alcalá la Real, Castellasr, Fuensanta de martos, Jamilena, Jodar,Andujar, los Villares, Martos, Mengibar, Segura de la Sierra, Solera, y Torreperogil.

Asimismo se han suprimido tres SEMI-D, que son centros de infantil y primaria que tienen el primer ciclo de la ESO:

  • CEIP Alfonso Garcia ( Estación Linares Baeza) se suprime simultáneamente 1º y 2º eso y se traslada el alumnado a I.E.S Reyes de España de Linares.
  • También se ha suprimido 1º ESO de los semi-d, de los CEIP Ruiz Jiménez y Santa Capilla de San Andres y se ha trasladado al alumnado al IES San Juan Bosco.

Sebastián Vallecillo ha condenado la política de abandono por parte de la Administración Educativa hacia los centros públicos y la pérdida de unidades que se traducirán un año más en pérdida de puestos de trabajo. "La Junta de Personal Docente rechaza cualquier supresión de unidades en centros públicos docentes porque por una parte, supone un grave atentado a la oferta educativa pública, que la Administración debe garantizar como servicio público esencial de carácter universal y, · por otra parte, se traduce en una agresión directa a la condiciones laborales del profesorado destinado en estos centros."

Vallecillo ha exigido medidas tendentes a consolidar las unidades de los centros públicos y la oferta de calidad, así como la estabilidad del profesorado como:

· la disminución de la ratio en todos los niveles,

· la reducción del horario lectivo,

· la atención a la diversidad en condiciones dignas,

· el aumento de aulas específicas,

· la ampliación de las horas de apoyo educativo,

· y que se mantengan las plantillas del profesorado, medida, por otra parte, necesaria para mejorar la atención del alumnado, los resultados académicos y el logro del tan ansiado objetivo de reducción de los niveles de absentismo.

Durante la lectura del manifiesto se ha reivindicado la defensa de la enseñanza pública, que es la única que garantiza la universalidad, la equidad y la igualdad de oportunidades, dejándole claro a la Administración que la enseñanza no es un gasto, sino una inversión crucial para formar a los hombres y a las mujeres del mañana. Asimismo se ha instado a la Administración Educativa a una mejor planificación educativa que priorice la oferta de enseñanza de los centros públicos, evitando supresiones. Esta Junta de Personal no solo demanda a la administración educativa el mantenimiento de todas las unidades vigentes en la escuela pública durante el presente curso, sino la recuperación de las unidades perdidas en los últimos años.

La defensa del servicio público educativo es ahora más necesaria que nunca frente al auge incesante de su privatización en las ciudades grandes y medias de Andalucía.

“La Junta de Personal no va a consentir el desmantelamiento de la enseñanza pública y reivindica a la Administración Educativa, la adopción de medidas inmediatas para evitarlo.” Finalmente Sebastián Vallecillo, ha señalado en nombre de la Junta de Personal, el apoyo y solidaridad a los centros afectados y su compromiso a secundar cuantas movilizaciones sean necesarias para evitar el cierre de más unidades de la escuela pública en nuestra provincia.

Ver Galería