CSIF logra que el Ayuntamiento de San Bartolomé abone la parte de la extra de 2012 que se recortó ilegalmente
02 de Junio de 2014

El sindicato espera que los diferentes consistorios de la provincia vayan pronunciándose al respecto y contemplen la devolución de las cantidades reclamadas que oscilan entre 300 y 500 euros por trabajador

San Bartolomé, lunes 2 de junio de 2014

El equipo de gobierno del Ayuntamiento de San Bartolomé, tal y como informó a finales del pasado mes de abril al sector de Administración Local del sindicato CSIF, ha abonado -gracias a la iniciativa de esta organización- la parte proporcional de la paga extra de 2012 que se recortó a los empleados municipales y que, según los cálculos del sindicato, oscila entre los 300 y los 500 euros por trabajador dependiendo del grupo profesional. En este sentido, la Central Sindical ha aplaudido la decisión de este consistorio después de que la organización registrara a finales del año pasado una petición en todos los ayuntamientos de Huelva y en la Diputación provincial para que se restituyera la parte de la remuneración extraordinaria de 2012 que se suprimió a las plantillas municipales “de forma ilegal” (según sentencias judiciales) siguiendo el dictamen del Ejecutivo central.

La Central Sindical -primera en hacer esta reclamación en octubre de 2013- explica que las distintas administraciones locales eliminaron la citada paga extra tal y como se recogía en el Real Decreto-Ley 20/2012 sobre las medidas para garantizar la estabilidad presupuestaria y de fomento de la competitividad, el conocido como “decretazo de los recortes” según el sindicato. Este decreto fue publicado el 13 de julio por lo que el ajuste en el sueldo extraordinario debería haberse aplicado a partir de esa fecha y no con efecto retroactivo, como hicieron las administraciones, y que corresponde a 44 días trabajados.

Por eso, CSIF agradece al equipo de gobierno de San Bartolomé que haya respondido a la petición que le trasladó la organización (reflejada en el Decreto municipal en el que se alude expresamente al escrito presentado por esta Central Sindical) y la sensibilidad demostrada con los trabajadores afectados en este municipio ante un recorte “injusto e irregular” promovido por el Ejecutivo central. La medida, recuerda el sindicato, se adoptó para reducir el déficit público “metiendo nuevamente la mano en el bolsillo de los trabajadores”.

Con el precedente del Ayuntamiento de Valverde, que también se comprometió por escrito con CSIF a abonar estas cantidades, San Bartolomé es el primer consistorio en devolver la paga extra de 2012 a los empleados municipales y, por ello, la Central Sindical espera que el resto de corporaciones se vayan sumando a esta decisión y contemplen el reintegro de la parte de la retribución extraordinaria recortada “ilegalmente” tal y como ya han reconocido varias sentencias judiciales (de la Audiencia Nacional y del Tribunal Superior de Justicia de Madrid) que han dado la razón a los trabajadores condenando a la Administración a abonar esas cuantías.

Por todo ello, CSIF insta al resto de ayuntamientos a subsanar el error lo antes posible y evitar, de esta forma, iniciar procesos judiciales costosos e innecesarios.

Ver Galería