CSIF urge a que los cuerpos de seguridad y emergencias y el personal asistencial sean incluidos en la siguiente etapa de vacunación de Covid-19
-El sindicato considera un paso muy importante que la Policía Local haya sido incluida en la misma fase de vacunación que el resto de Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado
21 de Enero de 2021

La Central Sindical Independiente y de Funcionarios (CSIF) reclama que los cuerpos de seguridad y emergencias y el personal asistencial sean incluidos en la siguiente etapa de vacunación de Covid-19, tanto por la exposición al contagio como por el trabajo que realizan con personas vulnerables.

CSIF aprueba que la Policía Local haya sido incluida en el mismo turno de vacunación que el resto de Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado, según han comunicado al sindicato fuentes de la Federación Española de Municipios y Provincias (FEMP). Se cumple así una de las reivindicaciones de la Central Sindical, ya que los policías locales participan activamente en las labores de control de movilidad a causa de las restricciones y llevan a cabo de forma constante actuaciones con personas que pueden portar el coronavirus. Es más, son muchos los efectivos de Policía Local que se han contagiado en Castilla-La Mancha con mermas importantes en las respectivas plantillas.

Ahora, CSIF considera que se debe acelerar todo el proceso para que policías locales, trabajadores de los servicios de emergencias y efectivos de Protección Civil, junto a los docentes, tal y como anunció el Gobierno regional, sean los siguientes colectivos en ser vacunados tras el personal sanitario y sociosanitario.

Asimismo, no hay que olvidar las funciones del personal asistencial, entre los que se incluyen los servicios de ayuda a domicilio, cuidados en el hogar y ayuda a dependientes, que por sus características desarrollan su labor con colectivos especialmente vulnerables al Covid-19.

La presidenta del Sector de Administración Local de CSIF Castilla-La Mancha, Sagrario García, expone que “todos aquellos trabajadores que por sus funciones se encuentran expuestos al contagio deben ser vacunados cuanto antes, tanto por ellos mismos y para mantener todos los servicios públicos como para evitar la transmisión a los grupos más vulnerables. Así, junto a los mayores de 80 años, hay que asegurar todos los servicios esenciales”.