CSIF advierte del perjuicio que la suspensión cautelar de las 35 horas va a causar a los empleados y a los servicios públicos en Granada
26 de Julio de 2017

La Central Sindical Independiente y de Funcionarios, sindicato más representativo en las administraciones públicas, ha mantenido esta mañana una reunión en la Subdelegación del Gobierno junto a representantes de CCOO y UGT de Granada para solicitar su intermediación ante el Gobierno Central para que retire el recurso y la medida cautelar abriendo una nueva vía de diálogo para recuperar y consolidar la jornada laboral de 35 horas semanales en las Administraciones Públicas.

El presidente de CSIF Granada, Germán Girela, ha trasladado su queja ante una decisión que el sindicato lleva reivindicando desde hace años y que supone un “derecho para los empleados públicos que han sido uno de los sectores más castigados durante la crisis”. En este sentido, el máximo responsable de CSIF Granada considera “desacertado e injusto” el recurso del Ejecutivo Central de la jornada de 35 horas semanales en Andalucía, “decisión que vendrá a mermar aún más los servicios públicos al suponer la pérdida de entre 7.000 y 10.000 puestos de trabajo en la Administración andaluza”.

Los tres sindicatos con representación en la Mesa General no han descartado llevar a cabo movilizaciones en septiembre en defensa de la jornada de 35 horas y la recuperación de derechos laborales en el ámbito de la administración autonómica si bien esperan que la reuniones que se mantendrán en los próximos días a nivel autonómico y provincial sirvan para reconducir la situación.

Por último, Girela, ha calificado el recurso del Gobierno de “atropello a los 55.278 empleados públicos que hay en nuestra provincia”, por lo que ha destacado la importancia de la unidad sindical ante este delicado tema, esperando que se abra una urgente y eficaz vía de diálogo para impedir aún más la destrucción de empleo público.

Desde CSIF Granada se ha mostrado su apoyo a las movilizaciones a partir de septiembre – a nivel autonómico las tres fuerzas sindicales ya han convocado concentraciones ante las subdelegaciones del Gobierno en las ocho provincias andaluzas para el martes 12 de septiembre-, no descartando convocar una huelga general de la Función Pública Andaluza para los últimos días del mes. “No debemos olvidar que esta medida conllevaría destrucción de empleo en sectores tan básicos como la Educación o Sanidad y vendría a castigar aún más a un colectivo que ha visto cómo desde el año 2011 se ha reducido su plantilla en más de 6.085 trabajadores en la provincia de Granada".