Dos horas lectivas más, ¿MÁS CALIDAD?
22 de Septiembre de 2011

Dos horas más lectivas suponen:



- 25 alumnos más por profesor, atentando directamente contra la atención a la diversidad del alumnado y, por tanto, contra la calidad de la educación. No es lo mismo estar pendiente de 100 alumnos que de 125.

- Retraso e influencia negativa en el proceso y en la calidad de la evaluación del alumnado. Disminución de los ejercicios y pruebas de evaluación y de su periodicidad, ante el aumento del tiempo en la preparación de las horas lectivas y en la corrección de actividades y pruebas a más alumnos.

- Desaparición de proyectos de innovación en los centros educativos, ya que las horas complementarias necesarias para poder acometerlos también desaparecen, por convertirse en lectivas. Dichos proyectos complementan con experiencias, tecnologías y demás del mundo real.

- Cierre de las bibliotecas de los centros, por la misma razón anterior.

- Imposibilidad de atender las guardias de recreo y las guardias para cuando se produzca alguna baja. La administración ya lleva varios años no atendiendo inmediatamente la necesidad de los centros cuando se produce alguna baja. En algunos casos, incluso nunca se ha contratado a un sustituto.

- Desaparición de actividades complementarias, extraescolares y extracurriculares, por la misma razón anterior

- Desaparición de desdobles y apoyos en grupos de especial dificultad, por la disminución del número total de profesores del centro. Los desdobles suponían uno de los principales factores de aumento de la calidad de la educación, dado que la clase se dividía en dos, en dos aulas diferentes, y era atendida por dos docentes.

- Ante las dificultades para confeccionar horarios ante la nueva imposición normativa, se está forzando al profesorado a impartir clases sobre materias que no le son propias y que nunca ha tenido que impartir, aunque le sean afines, con el perjuicio que ello supone en la calidad de la educación.



Todavía nuestros representantes políticos osan decir que esta medida mejora la calidad, y lo repiten todos los días, una y otra vez, en todos los medios. Ayer mismo día 21 de septiembre de 2011, por ejemplo, en los desayunos de TVE.

El colectivo docente siempre ha estado tirando del carro y preocupado, como es natural, por sus alumnos ante todo, somos un colectivo con una clara y demostrada vocación de servicio público. Ha sido fácil arremeter contra ellos, dado que nunca han protestado y se han estado adaptando lo mejor posible a la coyuntura que les ha tocado vivir, tanto a nivel de alumnado, como de padres, como de administración, dedicando continuamente horas de más de un modo desinteresado (conviene recordar en este punto que no existe la figura de la hora extra para el personal docente y nunca se han reivindicado ni, por supuesto, reconocido por parte de la administración) para atender las necesidades del servicio. De unos años a esta parte se han estado sentando las bases del descontento actual, en época de bonanza no disfrutamos de ningún privilegio ni premio, llevamos varios años sufriendo recortes, no sólo económicos sino que hasta la calefacción y los folios están faltando en los centros educativos, y parece que ha llegado el momento de unirnos y plantarnos por fin.

Un ejemplo, véase esta nota de prensa de 5 de abril de 2011, antes de las elecciones municipales y autonómicas de mayo:

NUEVO ENCIERRO DE LOS PROFESORES DE GUADALAJARA EN CONTRA DE LA POLÍTICA EDUCATIVA DE LA JUNTA.

El martes 5 de abril se ha llevado a cabo el VII Encierro de Profesores de Guadalajara para defender la Enseñanza Pública en nuestra provincia y en nuestra región. Esta protesta se ha producido en el IES Ana María Matute en la localidad guadalajareña de Cabanillas del Campo y aunque se trata de una Plataforma Independiente de Docentes están siendo apoyados por los sindicatos CSI-F, USO y STE-CLM.

La preocupación de los profesores por el rumbo que está tomando la política educativa se manifiesta a través de las reivindicaciones que, encierro tras encierro, se añaden a una lista que están elaborando. Demuestra no solo la delicada situación en la que se encuentran los centros sino también la extremada preocupación de los docentes por los recortes que prepara el gobierno regional para el próximo curso.

“Esta situación hará que la educación pública a medio plazo quede tan desprestigiada que los padres tendrán que plantearse seriamente enviar a sus hijos a centros privados…” asegura uno de los miembros de la Plataforma. “…si ya con el 5% de recortes de este curso en algunos centros apenas llega para pagar la luz o la calefacción, ¿Qué ocurrirá el próximo curso cuando recorten el otro 10% que están preparando?”


Estas reivindicaciones están apoyadas por las Asociaciones de Alumnos y se está en conversaciones para que las apoyen las Asociaciones de Padres. A las Asociaciones les hemos hecho ver que sus hijos serán, sin duda, los grandes perjudicados por la reducción de la calidad de la enseñanza.

Algunos profesores están planteando dejar de hacer actividades extraescolares como forma de protesta ya que no solo nadie se las paga sino que además tienen que aguantar los típicos comentarios que desprestigian al profesorado referidos a lo bien que viven: “ya nos gustaría ver a más de uno lidiando con 25 chicos en un aula” comenta otro miembro de la Plataforma de Docentes tras referirse a la labor de tutor, una actividad que puede dar mucho trabajo y que no está remunerada ni reconocida.

A nivel laboral se ha denunciado una vez más la falta de sustituciones de profesores que están de baja por enfermedad inferior a un mes, la no contratación de interinos para el curso 2011, la disminución del presupuesto de gastos contables un 10% para el próximo ejercicio económico. La práctica docente diaria se ve afectada porque en algunos centros de Guadalajara falta material fungible (tinta de fotocopiadoras, de impresoras, bolígrafos, tizas…), no hay presupuesto para reponer desperfectos y cada vez se aumenta más la burocracia a la que deben hacer frente los profesores. Y frente a esta falta de recursos, amparado desde la Administración regional por el tema de la crisis, nos encontramos con carísimas publicaciones de la Junta donde se ensalza la inversión en Educación o de la propaganda en algunos medios de comunicación de las bonanzas de nuestro sistema educativo.

Asimismo se ha denunciado el desvío de fondos públicos hacía el sector privado: convenio económico con el Colegio Luz de Yebes, contratación de personal administrativo en los centros mediante Empresas de Trabajo Temporal, adjudicación de reconocimientos médicos a empresas privadas y su no realización en el SESCAM, elaboración de cursos de prevención de riesgos laborales a una empresa privada y no su gestión a través de los Centros de Profesores…

Y podríamos enumerar un sinfín de temas que salen en estas reuniones y que afectan gravemente a la calidad de la enseñanza pública en Guadalajara y en Castilla-La Mancha. Por ello en semanas próximas seguiremos con más medidas de presión entre las que se destaca una campaña de información con reparto de octavillas y recogida de firmas.



Esta nota de prensa iba acompañada de un documento donde se recoge un elenco de necesidades, estructuradas por bloques de interés:

1. MATERIAL EN LOS CENTROS:
· Rotuladores, bolígrafos…
· Tinta para impresoras.
· No hay dinero para cubrir los desperfectos.
· Medios audiovisuales escasos.
· Reducción de publicaciones especializadas, periódicos…
· Aplazamiento de pagos a proveedores.
· Sustituir programa de gratuidad por un programa de eficiencia de becas.
· Mayor dotación para material complementario para una correcta atención individualizada.

2. PERSONAL:
· No sustitución de personal laboral y administrativo.
· No cubrir las bajas de profesores inferiores a 20 días que además se alargan cuando se aproximan vacaciones.
· Trato desigual a cada centro a la hora de cubrir bajas y cupos.
· Posibilidad de no contratar interinos o de reducir su número el curso que viene (Art. 20, Orden Ejecución Presupuesto) lo que supondría la subida de ratios y aumento de horas lectivas que debe impartir el profesorado.
· Aumento de ratios.

3. RENOVACIÓN DE LOS CENTROS:
· Falta aulas para atender a todos los alumnos en algún centro.
· El dinero no llega a tiempo para afrontar los pagos.
· No hay dinero para fotocopias.
· Ascensores que no funcionan.
· Falta de eficiencia energética.
· Red WIFI insuficiente.
· Centros que no están adaptados a la normativa de Seguridad Laboral.
· Proyectores en las aulas.
· Reposición de material informático que se deteriora con el uso.

4. DESVIACIÓN DE FONDOS A EMPRESAS PRIVADAS:
· Conciertos educativos cuando existen plazas en los colegios e institutos públicos.
· Convenios con centros privados: Colegio de Yebes.
· Contratación de administrativos en los colegios a través de adjudicaciones a empresas privadas, tras la licitación correspondiente en el DOCM.
· Contratar el curso de Salud Laboral del curso 2009/2010 a una empresa privada cuando existe personal cualificado en nuestros CEP.
· Adjudicar los reconocimientos médicos a los docentes a empresas privadas en lugar de al SESCAM.
· Reconocimiento médico adaptado a la profesión docente.

5. TEMAS ACADÉMICOS:
· Reparto equilibrado del alumnado con más necesidades educativas en las comisiones de escolarización.
· Burocratización del trabajo del profesor que perjudica la calidad de la enseñanza (PTI, prueba de diagnóstico, aula de convivencia, justificación de ausencias del profesor, sesiones de interevaluación hacia mediados de febrero…)
· Calendario escolar.
· Crear una nueva especialidad para impartir clases en los PCPI.
· Menor ratio de alumnos en clases de informática (falta de medios).
· Contenidos de los PCPI inadecuados para la realidad de los alumnos.


Para que la escuela pública pueda seguir cumpliendo con garantía sus funciones es preciso que las Administraciones educativas:

1. Rectifiquen las actuales políticas de recortes de la inversión educativa y, según establecen nuestras leyes, preserven la Educación como un servicio público imprescindible para asegurar una salida adecuada de la crisis y para sentar las bases de una sociedad más justa y equitativa y de una economía sostenible.

2. Establezcan medidas eficaces para superar los elevados porcentajes de abandono y fracaso escolar, garantizando las plantillas necesarias para la atención a la diversidad del actual alumnado, tomando como criterio base las necesidades reales de los centros y no el recorte de la inversión pública educativa.

3. Reconozcan en la práctica que el profesorado es el principal activo de cualquier sistema educativo, teniendo en cuenta que recortar el número de profesores es atentar directamente contra la calidad de la educación. Exigimos respeto a la figura del profesor y que las Administraciones propongan medidas de dignificación de la profesión docente y no echarles a la sociedad encima con manifestaciones desafortunadas.

4. Garanticen el derecho a un empleo digno a todo el colectivo de los trabajadores y trabajadoras de la educación, manteniendo el empleo y dando una solución justa e inmediata a las condiciones de temporalidad y subempleo que sufre buena parte del profesorado interino de los centros públicos.

5. Entiendan que es necesario mantener el número de profesores y profesoras que hay actualmente, mediante adecuadas ofertas públicas de empleo y seguir con la renovación de las plantillas docentes a través de la prórroga de las jubilaciones LOE.