CSIF espera que la bajada del paro se consolide y marque una “senda real de recuperación” del mercado laboral cordobés
Mercado Laboral
02 de Julio de 2021

CSIF Córdoba valora el descenso del paro en junio y confía en que “esta bajada en las cifras se consolide y marque una senda real de recuperación del mercado laboral cordobés”. Las estadísticas hechas públicas hoy por el Ministerio de Trabajo y Economía Social señalan un descenso del desempleo el mes pasado en la provincia de 4.027 personas (-5%), dejando la cifra total de desocupados en 76.381.

La presidenta de CSIF en Córdoba, María Dolores Navajas, mantiene la “prudencia”, si bien considera “una buena noticia que más de 4.000 personas hayan dejado de engrosar las listas del desempleo en nuestra provincia en el último mes”. No obstante, la dirigente sindical muestra su preocupación por el hecho de que la cifra de cotizantes a la Seguridad Social se haya mantenido inalterable y por la existencia de 13.423 parados cordobeses que no reciben ningún tipo de prestación, “algo que deberían tener en cuenta las administraciones porque son personas y familias que se quedan al borde de la exclusión”.

Para el sindicato, “es importante cada persona que sale de las listas del paro”, si bien aboga por adoptar medidas que permitan estabilizar la generación de empleo en Córdoba para no depender de la estacionalidad de determinados sectores”. Hay que recordar que la temporalidad en la provincia se sitúo en junio en más de un 96%.

La máxima responsable de CSIF en Córdoba señala que los datos de este mes “vuelven a poner de relieve que las mujeres siguen siendo las más perjudicadas por la falta de empleo, ya que suponen el 59,3% de las personas en situación de desempleo en la provincia, por lo que urge implementar una perspectiva de género en las políticas de estímulo de empleo”. En concreto, de las 76.381 personas desempleadas que hay en Córdoba, 45.316 son mujeres.

Asimismo, la presidenta de CSIF Córdoba apunta que “es necesario impulsar medidas específicas para estimular el mercado laboral y cambiar el modelo productivo”, una tarea en la que entiende que “el sector público debe ser clave, apostando por pilares como la Sanidad y la Educación, así como por ámbitos estratégicos como la industria y la innovación”, según resalta