CSIF demanda a Diputación y pide la nulidad de la RPT
El sindicato ha denunciado los numerosos errores, puestos sin nombre y la falta de negociación
02 de Noviembre de 2020
Francisco Peñalosa, presidente de CSIF Administración Local Comunidad Valenciana

La Central Sindical Independiente y de Funcionarios (CSIF) ha presentado una demanda contra la Diputación de Valencia por la modificación de la Relación de Puestos de Trabajo (RPT) aprobada a finales de 2019 y ha solicitado la nulidad.

Así se desprende de la demanda, a la que ha tenido acceso Europa Press, en la que el sindicato desgrana el momento en el que se aprobó la resolución de la corporación provincial y los posibles incumplimientos y fallos que observa.

Recuerda que se celebró una Mesa General de Negociación a mediados de diciembre con las secciones sindicales de la Diputación y en ella se comunicó la modificación de la Relación de Puestos de Trabajo.

La propuesta era muy extensa, con alrededor de 160 modificaciones, y "adolecía de numerosos errores que fueron puestos de manifiesto por el jefe de gabinete técnico del Área de Administración General", se recoge en la demanda. Los sindicatos pidieron más tiempo para estudiarla y se fijó un nuevo encuentro cuatro días después. Todos los sindicatos votaron en contra de la propuesta y, a pesar de ello, el pleno de la corporación provincial la aprobó en diciembre de 2019.

Ahora CSIF ha interpuesto una demanda y alega, entre otros motivos, reasignación de efectivos sin un Plan de Ordenación de personal previo, el cual "debe contener el número de puestos que se suprimen, las características de tales puestos a los que se destina los efectivos, así como las razones objetivas que justifica la reasignación".

Tampoco se ha elaborado, consideran, una memoria justificativa motivada que incluya el análisis de las disponibilidades y necesidades de personal, su cualificación y las medidas que deban adoptarse en el Plan de Empleo a utilizar.

CSIF ha alegado, además, que la modificación de la RPT contempla la eliminación de puestos de trabajo en la organización de algunos servicios de la Diputación y su redistribución a otro servicio, "lo que supone una remoción por supresión del puesto de trabajo en su adscripción definitiva".

Ha indicado que una remoción requiere, con carácter previo, un expediente contradictorio mediante resolución motivada del órgano que realizó el nombramiento, oída la Junta de Personal y previa audiencia al interesado, causando indefensión al personal afectado ante la falta de la tramitación del preceptivo expediente.

Además, el sindicato ha señalado que se produce un incremento del complemento específico a muchos puestos de trabajo sin la realización de una Valoración del Puesto de Trabajo previa por el órgano competente.

Y ha afirmado que la RPT contiene puestos de nueva creación de los que todavía se desconocía el nombre del puesto o las funciones inherentes al mismo en el momento de la Mesa de Negociación.

"FALTA DE RESPETO"

CSIF considera que con la resolución de la Diputación hay una "falta de respeto" a los representantes de los empleados públicos y, por ende, a los trabajadores, que "se manifiesta en imposiciones orquestadas en una representación teatral dónde se interpreta la legalidad o en la aparente subsanación de las deficiencias legales de procedimientos, con la aprobación de protocolos para luego saltárselos", opina.

También ha lamentado la "insensibilidad" manifiesta por parte de la Diputación "al ni siquiera contestar a ningún recurso ni ningún escrito en los que se denuncian deficiencias y carencias, pidiendo su subsanación".