CSIF EXIGE LA RETIRADA INMEDIATA DE “MASCARILLAS FAKE” Y DENUNCIA EL CAMBIO DE CRITERIO DE LA CONSEJERÍA DE SANIDAD DE LA COMUNIDAD DE MADRID EN CUANTO AL REPARTO MASIVO DE MASCARILLAS AUTOFILTRANTES FFP2 A LA POBLACIÓN MADRILEÑA.
11 de Mayo de 2020

Los modelos de “mascarillas fake” detectadas por CSIF actualmente son:

  • Mascarilla 'SUBOLUN' FOLDING MASK' KN 95. No pasa el test como FFP2 realizado por el INSST.
  • Mascarilla 'SiNPUL. Protective mask. KN95'. Aunque llevan el marcado CE no alcanzan a retener el 92-95% de partículas que estable las normas FFP2 o N95 para esta categoría.
  • Mascarilla '3M 9501V SÍ'. Son una falsificación de las auténticas 3M denunciado por la OCU.

Otras mascarillas autofiltrantes denunciadas por la OCU en su mayoría fabricadas en China. Son mascarillas tipo FFP2 (o equivalente: N95, KN95 y KF94). Su porcentaje de retención de partículas debería ser del 92-95%, pero no son capaces de retener el porcentaje de partículas que, como mínimo, deberían retener este tipo de productos:

  • Daddy Baby. Protective Mask. Eearloop Face Mask. Ofrecen menos de un 49% de retención de partículas.
  • Daddy Baby. Protective Mask. Respiratory Protection. Ofrecen menos de un 76% de retención de partículas.
  • LikeLove. Self Suction Filter Type Anti Particle Respirator. Ofrecen menos de un 86% de retención de partículas.
  • NEP KN95 Respirator Mask. Un producto que proporciona menos de un 62% de retención de partículas.
  • Sin marca-Three Dimensional Protective Respirator. Ofrecen menos de un 76% de retención de partículas.
  • Garry Galaxy Respirator Mask. N95. La retención de partículas es menos del 71 %.

Lotes RETIRADOS tras denuncia de CSIF de otros modelos que no cumplen normativa:

  • Modelo KN95 MASK FFP3 NR
  • Modelo PURVIGOR 99
  • Modelo XIANGZHIER KN95

CSIF EXIGE:

  1. Conocer si se están usando estos modelos en el ámbito sanitario y sociosanitario.
  2. Su retirada inmediata.

CSIF recomienda contactar con tu SPRL si has utilizado cualquiera de estos modelos en los últimos días en tu ámbito laboral.

Por otra parte, si al inicio de esta pandemia se insistía a través de las Autoridades Sanitarias que el uso de este tipo de mascarillas estaba restringido a profesionales sanitarios y sociosanitarios para la realización exclusivamente de técnicas de Aerosolterapia y para pacientes inmunodeprimidos tal como recomienda la OMS y la CEEI, desconocemos a que se debe este giro de 180º en relación al reparto masivo de este tipo de mascarillas FFP2 a la población.

Desde CSIF entendemos que es suficiente el uso de mascarillas quirúrgicas para la población por los siguientes argumentos:

  • Evitan y controlan eficazmente la transmisión de gotas y por tanto frenan la propagación de la enfermedad.
  • Son fáciles de quitar y poner, no son tan incómodas y no dan falsa sensación de seguridad.
  • No precisan de un entrenamiento previo para su adecuada colocación y retirada.
  • Su colocación requiere menos manipulación y por tanto menor riesgo de autoinfección.
  • Su uso continuado no dificulta la respiración y evitan aparezcan fatiga, mareo y ahogo en población intolerante y/o más vulnerable, como si puede darse con el uso de las FFP2.
  • Se evita la aparición de heridas y lesiones cutáneas en general y en particular en personas con alteración en la cicatrización y problemas de coagulación.
  • Económicamente suponen menor gasto al ser más baratas que las FFP2.
  • Su distribución masiva puede suponer un nuevo desabastecimiento futuro innecesario para aquellos colectivos que realmente las necesitan.
  • Su uso adecuado debe estar limitado exclusivamente en espacios cerrados donde no se puedan mantener la distancia social de seguridad. No se recomienda el uso de mascarillas en espacios abiertos.

Por todo ello:

CSIF se une a la denuncia de los expertos, no viendo adecuado ni justificado está acción por parte de la Comunidad de Madrid.