Los sindicatos de la prisión de Valdemoro se movilizan por la apertura de expedientes a tres trabajadores por ir a votar el 4-M
22 de Junio de 2021

Los delegados sindicales de la Central Sindical Independiente y de Funcionarios (CSIF) en el Centro Penitenciario Madrid III (Valdemoro), junto con el resto de sindicatos representativos en esta prisión, estudian movilizaciones por la apertura de sendo expedientes disciplinarios por falta grave a tres trabajadores de esta prisión, por haber acudido a votar las pasadas elecciones del 4 de mayo a la Comunidad de Madrid en horario laboral.

Pese a que la Junta Electoral Provincial de Madrid, máxima autoridad durante la jornada electoral, y la Delegación de Gobierno en Madrid emitieron sendos acuerdos por los que se reconocía el derecho de cuatro horas de permiso de todos los trabajadores de todas las administraciones públicas en Madrid, desde la Subdirección General de Recursos Humanos de Instituciones Penitenciarias se dieron instrucciones para que los directores de las prisiones de Madrid no concedieran este permiso retribuido a aquellos empleados públicos que lo solicitaran y no prestasen doble jornada.

Los funcionarios, ahora sujetos a expediente disciplinario, acudieron a sus respectivos colegios electorales para ejercer su derecho al voto, presentando el correspondiente justificante en su centro de trabajo. Después, CSIF y ACAIP-UGT interpusieron sendas denuncias penales ante el juzgado en las que, tras mencionar las dos resoluciones de la Junta Electoral Provincial y de la Delegación de Gobierno, señalaban, entre otras cosas, que la Administración podría estar incurriendo en un comportamiento delictivo al negar el permiso para ir a votar de los trabajadores.

Los servicios jurídicos de los sindicatos solicitarán que se paralicen los expedientes abiertos hasta que se resuelvan estas denuncias penales interpuestas contra la Secretaría General de Instituciones Penitenciarias y los directores de los centros penitenciarios madrileños por hacer caso omiso de las instrucciones dictadas desde la Delegación del Gobierno y la Junta Electoral Provincial de Madrid, y negar el permiso para ir a votar de los trabajadores.