CSI-F promueve el apoyo de las juntas de personal
20 de Noviembre de 2012

El sindicato pide una reunión urgente a la ministra de Sanidad sobre los recortes
en el conjunto del Sistema Nacional de Salud

La Central Sindical Independiente y de Funcionarios (CSI-F) promoverá una
declaración de apoyo a los profesionales de la sanidad de la Comunidad de Madrid por
parte de las juntas de personal y comités de empresa de los centros hospitalarios y de
Atención Primaria de toda España.

El pasado viernes, CSI-F convocó huelga en todos los sectores del Servicio Madrileño de
Salud (SERMAS) y SUMMA 112 para personal funcionario, estatutario y laboral, los días
26 y 27 de noviembre y 4 y 5 de diciembre.
CSI-F, sindicato mayoritario en las Administraciones Públicas, considera que el impacto de
las medidas de ajuste en la Comunidad de Madrid debe servir de acicate para visibilizar los
recortes sistemáticos emprendidos en todas y cada una de las comunidades autónomas,
contra uno de los pilares básicos del Estado del Bienestar.
Por este motivo, a lo largo de los próximos días, CSI-F impulsará diferentes actuaciones,
entre otras, la petición de una reunión urgente con la ministra de Sanidad y Consumo,
la Defensora del Pueblo y los diferentes grupos parlamentarios. Asimismo, promoverá
la articulación de medidas de presión en el marco de la Plataforma Sindical y de
Asociaciones de Empleados y Empleadas Públicas, en una reunión que se celebrará a
finales de este mes.

Recortes en todas las comunidades autónomas
Un informe presentado hoy por CSI-F muestra que los recortes en el sector sanitario se
multiplican en todas y cada una de nuestras CC.AA., fundamentalmente a través de la
disminución de las retribuciones, incremento de la jornadas, disminución de las plantillas,
despido de personal interino, privatización y externalización de servicios, cierre de plantas,
eliminación de camas, entre otras.
Estas medidas de recorte han sido y serán respondidas por CSI-F en colaboración con el
resto de sindicatos en todas las comunidades autónomas con diferentes medidas de
presión (paros, manifestaciones, convocatoria de huelgas…)

Desde su posición representativa en todos y cada uno de los sectores de las AA.PP. y su
responsabilidad como agente de la sociedad civil, CSI-F pretende así expresar la
solidaridad del conjunto de los empleados públicos con los efectos de las medidas de
ajuste que sufren usuarios y profesionales en el sector sanitario y defender la calidad de la
asistencia.
CSI-F advierte que no va a consentir que se reduzca la calidad de un Sistema Nacional de
Salud que, hasta hace bien poco, era considerado “modélico” a nivel europeo y que tantos
años nos ha costado construir a diferentes generaciones, entre otras cosas porque, en
contra de lo que nos quieren hacer creer, hay alternativas a los recortes.
¡¡SEGUIMOS DEFENDIENDO LO PÚBLICO!!