CSIF Madrid exige una equiparación real de los salarios del profesorado madrileño con los del resto de España
16 de Abril de 2015

· Considera que la diferencia retributiva es todavía mayor por el elevado nivel de vida de Madrid con respecto a otras comunidades

El sector de Enseñanza de Madrid de la Central SindicalIndependiente y de Funcionarios (CSIF) lleva años reivindicando la equiparación real de los salarios de los profesores madrileños con los del resto de España, sin que la Administración preste la atención debida y merecida a este asunto. A raíz de las noticias publicadas en prensa sobre esta diferencia retributiva de nuestros docentes, que se encuentran en el grupo de cola del ranking por comunidades autónomas, CSIF considera que ha llegado el momento de llevar a cabo una equiparación de salarios que evite agravios comparativos.

Una diferencia que, según CSIF Enseñanza Madrid, es todavía mayor si tenemos en cuenta que el nivel de vida en nuestra región es más alto que en la mayoría del resto de comunidades. No se trata sólo de las bajadas de sueldo y las congelaciones sufridas a lo largo de estos últimos años en Madrid, sino de que se vulnera claramente el principio de “mismo trabajo, mismo sueldo”.

“Mismo trabajo, mismo sueldo” no significa un sueldo lineal en toda España. Significa que el salario percibido permita tener el mismo nivel de vida en una ciudad o en otra. Y esto, en Madrid, resulta muy difícil, pues la vivienda, el transporte, la alimentación, las tasas académicas y otros indicadores básicos son sustancialmente más elevados que en la mayoría del país.

Pese a que los profesores madrileños se encuentran entre los que más horas de formación requieren para obtener su complemento formativo por sexenios, los que necesitan un nivel C1 para poder habilitarse para el Programa Bilingüe, y los que consiguen que sus alumnos superen la media de los indicadores PISA, la Comunidad de Madrid premia dichos esfuerzos con unos salarios que volverán a hacer verdad la famosa frase “pasa más hambre que un maestro”.

Es hora de que se revisen los salarios al alza, de que recuperemos el poder adquisitivo perdido y que Madrid, al igual que otras grandes capitales europeas instaure un suplemento que permita a sus docentes gozar del mismo nivel del vida que el resto de sus colegas españoles, que los profesores se sientan premiados y que su labor profesional se dignifique. Por todo ello, CSI-F Enseñanza Madrid insta a la Administración madrileña a convocar una ronda de negociaciones que finalice con un calendario de implantación de medidas salariales que acabe con la disparidad existente de una vez por todas.

Ver Galería