Justicia prepara supresiones de Registros de la Propiedad y Mercantiles de toda España
10 de Junio de 2014

- En Madrid capital se pasará de 55 registros a dos, según un borrador de Real Decreto al que ha tenido acceso CSI-F

El Ministerio de Justicia prepara un proyecto de Real Decreto de demarcación registral, que en la práctica supone la fusión de diferentes demarcaciones y su reagrupación, a cuyo cargo se situarán varios registradores. Por ejemplo, en el caso de Madrid capital se pasará de los 55 registros actuales a dos (página 154 del documento adjunto): "Madrid Norte" y "Madrid Sur", según un borrador de Real Decreto al que tuvo acceso CSI-F.

Para CSIF-SIOYA (entre otros colectivos agrupados en CSI-F), sindicato más representativo en el Sector de Registros de la Propiedad y Mercantiles, este proyecto se está realizando sin consulta alguna a los representantes de los trabajadores y teme que esta reagrupación afecte a la estabilidad de los 11.000 trabajadores de los 1.100 registros de toda España.

Los registros de la propiedad, servicio clave en la seguridad jurídica de todo Estado moderno, han funcionado en nuestro país con excelencia a lo largo de los últimos años, realizando una labor clave en la economía y con una gran cualificación técnica.

Hasta el momento, el Estado estaba dividido en demarcaciones territoriales a cuyo frente se encontraba una oficina registral a cargo de un registrador con personal a su cargo. La reagrupación consistirá en unir todas esas demarcaciones, a cuyo frente se situarán varios registradores.

CSI-F hace patente su preocupación y reclama al Ministerio que escuche a los representantes de los trabajadores antes de tomar ninguna decisión irreversible. CSI-F siempre ha defendido y defenderá el empleo de todos los trabajadores de los registros, que han garantizado la prestación de un servicio público de calidad desde hace más de 150 años.

Para ello en octubre de 2013 se firmó el II Convenio Colectivo Sectorial, tras 20 años sin renovación del anterior, y que está demostrando ser un instrumento útil para superar las dificultades de la actual crisis. Sin embargo, no podemos ignorar que una modificación de la planta registral podría trastocar el difícil equilibrio alcanzado entre todos los agentes del sector.

Ver Galería