CSI-F denuncia el trato de favor a jueces y fiscales con los días de permiso y avisa a Justicia que aumentará las movilizaciones
13 de Octubre de 2012

La Central Sindical Independiente y de Funcionarios (CSI-F), sindicato mayoritario en las Administraciones Públicas, denunció hoy el trato de favor que dispensa el ministro de Justicia, Alberto Ruíz Gallardón, a jueces y magistrados, tras acceder a que puedan disfrutar de 12 días de permiso frente a los 3 que impone como tope al resto de funcionarios de Justicia, en la reforma de la Ley Orgánica del Poder Judicial.

CSI-F advierte de que si el Ministerio sigue adelante con la reforma en estos términos y consuma el trato de favor corporativista a este colectivo, se verá obligado a incrementar la intensidad de las movilizaciones en defensa de la dignidad de los funcionarios de Justicia, del servicio público que prestan en favor de los derechos fundamentales de los ciudadanos.

El sindicato recuerda que la Administración de Justicia va más allá de los 4500 jueces de nuestro país. Concretamente, existen más de 60.000 funcionarios de Justicia en toda España, que mantienen en pie el funcionamiento de Juzgados y Tribunales, a pesar de la precariedad de medios.

De hecho, CSI-F recalca que los empleados públicos que trabajan en la Administración de la Justicia han sido el primer colectivo de funcionarios al que se le ha detraído la paga extra de Navidad prorrateada en las nóminas correspondientes al mes de septiembre. La Reforma de la Ley Orgánica del Poder Judicial que aborda hoy el Consejo de Ministros va a consumar esta injusticia para adaptar la aplicación del Real Decreto de recortes de Julio, con una discriminación añadida respecto a Jueces y Fiscales.

Hay margen para negociar.

Según CSI-F, el acuerdo alcanzado en materia de días libres entre el Ministro de Justicia, Presidente del Consejo General del Poder Judicial y las asociaciones de Jueces demuestra que hay margen para negociar dentro de los límites del decreto de recortes del pasado verano (RDL 20/2012) y debe extenderse al resto de personal de Justicia.

CSI-F considera que la supresión de los días de asuntos particulares no supone ahorro alguno para la Administración de Justicia como falazmente o por desconocimiento se sostiene por el Gobierno al no producirse nombramiento de interino en estos supuestos. Además, recuerda que los días de asuntos tienen un origen retributivo por cuanto tienen su origen en el reconocimiento de la incapacidad del Gobierno de compensar el IPC “galopante” de los años 80.

CSIF apuesta por la modernización real de la Administración de Justicia y eso incluye el cambio en un sistema de relaciones laborales que se articula sobre la base de un corporativismo propio de una Justicia del siglo XIX. Por este motivo, CSIF se opone a la modificación de la LOPJ tal y como se está planteando desde el Ministerio y exige que las condiciones laborales de los funcionarios de Justicia, recogidas en dicha ley, se negocien en las mesas que correspondan y no sean objeto de mercadeo al servicio de otros intereses.

De no hacerse así, CSIF se verá obligada a incrementar la intensidad de las movilizaciones en defensa de la dignidad de los funcionarios de Justicia, del servicio público que prestan en favor de los derechos fundamentales de los ciudadanos y contra el corporativismo.

¡¡SEGUIMOS DEFENDIENDO LO PÚBLICO!!

Ver Galería