(Ceuta) ► La RPT de la consejera de Presidencia, Gobernación y Empleo, Yolanda Bel, en Estadística “no tiene ni pie ni cabeza”
09 de Marzo de 2014

El pasado jueves el presidente de CSI-F en la Administración Local, Antonio Noguera, denunciaba la supuesta RPT elaborada y firmada por la consejera de Presidencia, Gobernación y Empleo, Yolanda Bel, sin que esta haya sido consensuada por los agentes sociales ni haber sido negociada en el marco de la Mesa General de Negociación.

Ayer, se tuvo acceso al documento donde llama poderosamente la atención las funciones que especialmente se les encomienda al educador y al auxiliar de enfermería, además de la figura del ‘Politólogo-Sociólogo’, la cual tal y como confirmaba ayer CSI-F, “no ha sido convocada en ningún momento, por lo que no existe”.

En cuanto a las funciones encomendadas por Bel, el educador debe “grabar las altas y los cambios de domicilio en el padrón, pedir los informes de residencia a la Policía Local, pasar las altas de provisionales a definitivas y las citaciones”, mientras que el auxiliar de enfermería debe “grabar en el ordenador todos los informes de residencia que se reciben de la Policía Local, su escaneo y colocación en cada expediente, atender al público, y en caso de estar al día en su cometido, escanear informes, decretos y traslados de decretos”.

Desde el CSI-F se ha insistido en que ninguna de las funciones encomendadas tanto al educador como al auxiliar de enfermería corresponde con las funciones reales que debería desempeñar este puesto de trabajo, de ahí que se considere “una aberración” este documento que la consejera de Presidencia, Gobernación y Empleo “se ha sacado de la manga sin tratarlo antes con las centrales sindicales con representación en la Administración Local”. Del mismo modo, desde CSI-F se insiste en que esta especie de RPT “no tiene ni pie ni cabeza”.


Esta situación ha provocado el malestar del personal de Negociado de Estadística quienes ya se han puesto en contacto con sus respectivos sindicatos para denunciar una situación que consideran anómala e ilegal, ya que pese a tener potestad organizativa, dicho escrito debe pasar por Recursos Humanos e incluso por una Mesa General de Negociación.

Tal y como ha denunciado CSI-F, el documento firmado por la consejera, en el que se destaca que se ha elaborado como consecuencia de las recomendaciones realizadas por el Servicio de Prevención de Riesgos Laborales con el fin de determinar el proceso de trabajo y evitar la existencia de conflictos de rol, se atribuyen funciones al personal que no le corresponde asumir, ocasionando por tanto, una presunta superior categoría sin remuneración económica.

Pero lo más grave del asunto, tal y como denuncia el presidente de CSI-F en el ámbito de la Administración Local es que la consejera “ha vuelto a ningunear a los sindicatos y a la propia Mesa General de Negociación, firmando un documento que no ha sido consensuado ni negociado y que debería haber sido notificado a Recursos Humanos”, de ahí que se insista desde el sindicato que “esto es una vergüenza, que no hace más que demostrar el nivel político que tenemos en esta ciudad”.

Ver Galería