(Ceuta) ► Los docentes claman contra la "incompetencia" de la Administración educativa en Ceuta
29 de Enero de 2014

- A las "plagas" de los recortes y la masificación, para la que la Junta Docente no atisba ninguna solución, se suma "la presión burocrática con tareas inútiles de las que ni los Servicios Centrales ni la Dirección Provincial se responsabilizan"

- "Aquí se quitan 10 días de sueldo a un profesor por una enfermedad contraída en su trabajo y se decide en la Dirección Provincial dónde debe pasar consulta un maestro", ejemplifica Aróstegui el caos

- Los sindicatos echan en falta que González Pérez no se moje en el "charco" de la Educación

La diez plagas que, según el Antiguo Testamento, Dios envió a los egipcios para que el faraón dejara partir a los hebreos pueden acabar siendo pocas si se comparan, a ojos de la Junta de Personal Docente No Universitario y del colectivo de maestros y profesoes en general, con las que soportan estos profesionales en la ciudad autónoma, sometidos a una "dramática" situación. De "plagas" y de dramas han hablado a los periodistas este miércoles los integrantes de la Permanente de la Junta de Personal Docente (Juan Luis Aróstegui y Antonio Palomo de FECOO; Francisco Lobato de FETE-UGT; Remedios Acosta de ANPE y Estefanía Lara por CSI.F) para dibujar "la realidad que sufren profesores y alumnos" en los centros educativos de Ceuta.

Los sindicalistas han puesto el dedo en la llaga del "deterioro" del sistema al que abocan los múltiples "problemas de calado que no se abordan y nadie se interesa por resolver". "Hacemos nuestro el manifiesto firmado por todos los directores a modo de llamamiento al ministro para que nos oiga y pediremos una entrevista con Wert o quien designe para obligar al Ministerio a cambiar lo que está sucediendo", ha avanzado Aróstegui.

Para el presidente de la Junta Docente "nadie" puede quedarse "cruzado de brazos" en esta ciudad mientras se condena al colectivo docente a trabajar "mal, a disgusto, con frustración y con un nivel de presión injustificado por una Administración que gestiona desde el desdén, el desprecio o la indiferencia". "Así no podemos seguir", ha zanjado.

La Junta intentará "implicar al conjunto del profesorado" con una recogida multitudinaria de firmas que se sumen a las de todos los directores de los 25 centros públicos locales y a los de los sindicatos. Además, pedirá el apoyo de la FAMPA y, a través del Foro de la Educación, de los representantes de todos los agentes sociales locales.

"A la plaga nacional de los recortes de todo tipo introducidos durante los dos últimos años, de entre los que destaca el de no cubrir las bajas hasta que no pasan 10 días lectivos, como si no importase nada que los alumnos pierdan dos semanas de clase, se suma la plaga local de la masificación de aulas", ha recordado Aróstegui, que no atisba ninguna mejora a corto plazo. "Ni el pasado ni este ni previsiblemente el próximo curso habrá novedades porque lo único que sabemos es que hay 190.000 euros para hacer unas obras en la antigua Faculta de Educación, nada más, y estamos en febrero", ha destacado.

"Maltrato institucional"

Lo más paradójico es que, lejos de fumigar, el Ministerio añade nuevas "plagas": "Ahora, a través de su incompetencia, han generado otro problema, el de la presión burocrática, del que Madrid y Ceuta dicen que la otra es responsable y con la que atosigan de forma inútil con tareas que para nada sirven a maestros y profesores", ha resumido.

Aróstegui echa de menos que el delegado del Gobierno, "que se mete en todos los charcos", no haya pisado "el de cómo es posible que 25 directores secunden una postura tan firme ante el Ministerio y ante su irracional e incomprensible posición, que está acabando con la moral del profesorado mediante un maltrato institucional cuya primera víctima es el docente y la segunda el alumno". "Si nos pasamos el día rellenando papeles inútiles", ha ejemplificado, "no podremos hacer nuestro trabajo, que ya es lo único que pedimos".

Las centrales han subrayado que la "indignación" en colegios e institutos "no es sindical, sino profesional, docente", ya han criticado que la Dirección Provincial es "un cachondeo" que ni siquiera es capaz de aplicar un único criterio para organizar "cómo se dan los permisos, las bajas por maternidad, las retribuciones las atenciones médicas". "Aquí se quitan 10 días de sueldo a un profesor por una enfermedad contraída en su trabajo y se decide en la Dirección Provincial si un maestro debe pasar consulta en Ceuta o en la Península", ha expuesto dos casos llamativos.

Ver Galería