“INDIGNACIÓN Y MALESTAR EN LA COMUNIDAD EDUCATIVA DE CEUTA”
• El colectivo de docentes de CEUTA se siente otra vez ninguneado con respecto a las ratios tan elevadas sobre todo en Secundaria.
• El sindicato destaca que el número de alumnos en el aula “es fundamental para la calidad de la educación y sobre todo en estos tiempos de pandemia para la salud de todos”.
23 de Septiembre de 2021

CSIF EDUCACIÓN CEUTA.

Desde el sindicato CSIF queremos expresar nuestro apoyo a toda la comunidad educativa de Ceuta que, una vez más, está viendo como la calidad educativa y la seguridad de los alumnos en las aulas está siendo perjudicada considerablemente al no parar de aumentar la ratio.

El sindicato CSIF recuerda que a finales del curso pasado, la Dirección Provincial, con el objetivo de intentar planificar este curso escolar, que se vislumbraba complicado, instó a los directores de los colegios e institutos a buscar nuevos espacios dentro de sus centros para poder albergar nuevos grupos y así poder rebajar las ratios que sufrimos en Ceuta.

Los directores buscaron nuevos espacios dentro de sus centros, eliminando laboratorios, bibliotecas, etc., para convertirlos en aulas (reduciendo los recursos de los centros y rebajando la calidad educativa ofrecida al alumnado), con el fin de bajar las elevadísimas ratios y así aumentar la distancia interpersonal y evitar contagios, pero de nuevo hemos sido engañados

Asimismo, sostiene que es totalmente imposible cumplir la ley, ya que las aulas tienen unas dimensiones finitas y en muchas ocasiones no puede mantenerse ni la distancia mínima de 1,20 metros establecida.

Por tanto, CSIF exige a la Dirección Provincial que ponga remedio, con construcciones escolares u otras alternativas como espacios ya construidos e inutilizados, para que esta situación de precariedad laboral y de peligro para la salud del docente mejore. Simplemente pedimos que se cumplan las medidas de seguridad y que tengamos la misma ratio que en Madrid, Barcelona, Málaga o cualquier otro sitio de España. No somos ciudadanos de segunda o tercera categoría. Ceuta no puede liderar la lista de ratios más altas de España y por ende los peores datos de fracaso escolar.