(Ceuta) ► CSI-F advierte de que las nuevas altas en la Seguridad Social son coyunturales
05 de Noviembre de 2013

La Central Sindical Independiente y de Funcionarios (CSI-F) reclamó hoy al Gobierno un plan de recursos humanos para detectar las necesidades en las Administraciones Públicas y una amplia oferta pública de empleo en la que se consoliden los puestos de trabajo coyunturales que, hoy por hoy, son insuficientes para garantizar la calidad de los servicios públicos que reciben los ciudadanos.

CSI-F se felicita de los datos positivos de afiliación registrados este mes en Administraciones Públicas, pero advierte de que comparado con el año anterior se han destruido más de 5.000 puestos de trabajo, mientras que en sectores como la Sanidad (con una proporción entre el ámbito público y privado del 80 y el 20 por ciento, respectivamente), ya van perdidos 155.859, liderando de lejos la destrucción de empleo.

En Educación, por su parte, el saldo ha sido positivo, con 96.792 altas, si bien la inmensa mayoría es personal interino que se vuelve a incorporar tras las vacaciones de verano, y por tanto su puesto de trabajo tampoco está consolidado. Esta foto fija del empleo, además debe complementarse con la Encuesta de Población Activa que, no olvidemos, arroja una pérdida total de 390.000 puestos de trabajo desde finales del tercer trimestre de 2011.

En estos momentos, la plantilla del conjunto de las administraciones públicas asciende, según la EPA, a 2.830.600 personas (incluido el personal que trabaja en las empresas públicas), el mismo nivel que se registraba en el tercer trimestre de 2004, es decir, casi diez años atrás. Esta evolución se traduce, sin duda en un deterioro de los servicios públicos que reciben los ciudadanos en todos los ámbitos, dada la evolución al alza de la población española.

CSI-F considera que de mantenerse esta tendencia las Administraciones Públicas están abocadas al colapso o a la privatización, salvo que se cambie la actual política de recursos humanos, con la congelación de la oferta pública de empleo y la amortización de plazas de personal jubilado. Es preciso abrir cuanto antes las mesas de negociación.

Ver Galería