Alarma en el CP de Ponent: la Secretaría de Medidas Penales no realiza las PCR aún seguir aumentando los positivos por Covid-19
12 de Noviembre de 2020

Alarma en el CP de Ponent: la Secretaría de Medidas Penales no realiza las PCR aún seguir aumentando los positivos por Covid-19

La Central Sindical Independiente y de Funcionarios (CSIF), sindicato más representativo en las administraciones públicas, denuncia que en el Centro Penitenciario de Ponent (Lleida) viven una situación absolutamente descontrolada. Los contagios en esta prisión van en aumento. El 2 de noviembre tuvieron que confinar el módulo 4 por 36 internos y 14 funcionarios positivos en coronavirus. CSIF exigió entonces uno cribaje masivo en toda la prisión. La intención de esta iniciativa no era otra que proteger a internos y funcionarios ante un posible contagio. Entonces, la dirección aseguró que habían iniciado todas las gestiones oportunas para que se realizaran las pruebas PCR a los funcionarios. A día de hoy no se realizada prueba alguna y el Covid-19 se propaga por en centro.

Los contagios iniciales del módulo 4 se extienden ya al módulo 5, que han tenido que aislarlo. Ya hay personal penitenciario contagiado que no pertenece a estos módulos, personal hospitalizado por contagio de Covid-19 y algún positivo de funcionarios del turno de fin de semana. Ha habido contagios de funcionarios que trabajan en el área de cocina. Desde el martes pasado ya se sabía que había internos contagiados que estaban destinados en esta área y lo sorprendente es que aislaron a estos funcionarios ayer, después de 7 días. Las medidas preventivas en Ponent son nulas. “Tenemos miedo de que la inacción de la Administración nos conduzca a una situación irreparable. Los funcionarios son una población de edad muy avanzada. Más de un 33% de funcionarios tienen más de 50 años y más de un 10% más de 60 años La situación es insoportable.”

El resultado de esta gestión totalmente equivocada es de 5 positivos más desde el fin de semana. La negativa del Departamento de Justicia a realizar un cribado masivo para diagnosticar el alcance de la afectación en el interior de la prisión es del todo inaudita.

.

“En otros centros penitenciarios de España, ante la misma circunstancia, han actuado de inmediato con pruebas masivas a internos y funcionarios como, por ejemplo, en el Centro Penitenciario de Villahierro (León)”.

Además, CSIF denuncia que, pese a esta situación, se continúan realizando traslados desde la prisión al Centro Abierto de Lleida, algo que debería evitarse para garantizar la seguridad del centro receptor. El Centro Abierto tiene actualmente 2 funcionarios positivos por coronavirus.” Estos traslados, en este momento, incrementan el riesgo de contagio para los internos residentes en el Centro Abierto y para los funcionarios. Desde el pasado jueves se han trasladado 3 internos del CP Ponent al Centro Abierto y hay previstos 6 traslados más próximamente”.

El martes, CSIF, junto a todos los sindicatos representativos del sector, inició una recogida de firmas para pedir la dimisión de la cúpula de los Servicios Penitenciarios catalanas por la nefasta gestión que están llevando a cabo, poniendo en peligro la vida de los internos y de los profesionales penitenciarios y sus familias.