CSIF denuncia ante el Juez de Vigilancia Penitenciaria el incumplimiento de las edades reglamentarias en el CP Jóvenes
28 de Enero de 2019

La Central Sindical Independiente y de Funcionarios (CSIF), sindicato más representativo en las administraciones públicas y mayoritario en Instituciones Penitenciarias, denuncia, ante el Juez de Vigilancia Penitenciaria, el incumplimiento de las edades reglamentarias en el Centro Penitenciario de Jóvenes.

El Reglamento Penitenciario establece que los centros de Jóvenes tendrán internos de 18 a 21años y excepcionalmente hasta los 25 años hacia la máxima protección de los jóvenes dado que es una población muy vulnerable. Pero lo que era una excepción ha acontecido una norma desde el cierre de la Modelo puesto que muchos internos de edades hasta los 25 años fueron trasladados forzosamente a un centro como el de Jóvenes, clasificado de “segunda categoría” por las características de su población interna.

Los servicios jurídicos de CSIF llevarán esta grave vulneración de la edad de los jóvenes ante el Juez de Vigilancia Penitenciaria para que vele por la protección de los internos más jóvenes ya que la conflictividad se ha disparado en un centro tradicionalmente poco problemático y ha pasado a ser una de las prisiones donde los funcionarios sufren más agresiones en toda Cataluña.

CSIF exige a los máximos responsables del Departamento de Justicia una política de “tolerancia cero” para erradicar cualquier episodio de violencia, que inicie, con urgencia, conducciones masivas de internos mayores de 21 años a centros de adultos, hasta que este centro vuelva a tener una mayoría de jóvenes menores de 21años, y que se reconozca a los funcionarios de prisiones como agentes de la autoridad para aumentar la protección ante el aumento de las agresiones.