CSIF exige aclaraciones a Mañueco tras anunciar una posible reducción salarial a los empleados públicos
La Central Sindical Independiente y de Funcionarios (CSIF) ha pedido, al presidente Alfonso Fernández Mañueco, aclaraciones sobre la información dada a los medios, ayer domingo, sobre una posible bajada salarial de los empleados públicos de la Junta de Castilla y León. Es tiempo de reforzar los servicios públicos, no de amenazar a sus empleados, asegura CSIF.
30 de Marzo de 2020

En una comparecencia telemática, Mañueco ha dicho que el Gobierno de Castilla y León no descarta "para el futuro" una rebaja del sueldo de los empleados públicos, como una medida solidaria para paliar los efectos económicos y sociales de la crisis sanitaria del coronavirus, si bien ha precisado que esta reducción es una competencia del Gobierno de España. El vicepresidente de CSIF Castilla y León, Enrique Vega, recuerda -en un escrito remitido al propio Mañueco- que, a nivel Nacional, CSIF se puso en contacto con Función Pública, quien aseguró que el Gobierno nacional no contempla realizar esta bajada de sueldo. El sindicato independiente afirma que los empleados públicos de la Junta son “los que garantizan el funcionamiento de nuestra Comunidad”; y que precisamente, ahora, en la emergencia sanitaria por el coronavirus, “son quienes están en primera línea exponiendo su propia salud y la de sus familias para atender a la población, a base de esfuerzo y sacrificio, e incluso sin contar con las medidas de protección suficientes”. CSIF lamenta que ese anuncio o globo sonda de Mañueco “no es la mejor forma de agradecer los impagables esfuerzos de los empleados públicos”. Este es el momento de acabar con la pandemia y mejorar el estado de salud de la población, “así como ‘rearmar’ a los empleados públicos en todos los ámbitos de la Administración, dentro de este escenario de alarma. CSIF remarca que, en algunos servicios públicos, especialmente en Sanidad y Servicios Sociales, “todavía están esperando refuerzos, medios materiales y equipos de protección, así como test para realizar de forma masiva. Es el momento de proteger a nuestros trabajadores públicos y garantizar su seguridad, no de amenazarlos”. CSIF pregunta a Mañueco cómo piensa convencer a médicos y profesionales sanitarios para que vengan a Castilla y León, porque se necesita personal, si a la vez que hace este llamamiento anuncia que puede rebajar el salario de los empleados públicos de la Comunidad.