Juan Pinilla: "Si Page no cumple seremos tan duros como con el PP"
03 de Junio de 2015

Texto: Ana Nodal de Arce / Fotos: Héctor MARTÍN Fuente: eldigitaldecastillalamancha.es

Juan Pinilla lleva casi veinte años al frente del CSI.F en Castilla-La Mancha. A su llegada no había ni siquiera afiliados, recuerda. Hoy, este sindicato atípico ha seducido a gran parte de los empleados públicos, que lo han vuelto a bendecir como mayoritario en la Administración regional hace unas semanas.

Pinilla, hombre de diálogo, educado y atento a los detalles, ha perdido en estos últimos años su intrínseca calma para transformarse en un líder sindical beligerante, al que le han hecho llorar alguna de las situaciones vividas por sus compañeros funcionarios. Quien pensara que este veterinario que sueña con su jubilación iba a callarse ante las decisiones del Cospedal se equivocaba. Considera que su colectivo ha sido vilipendiado y que el Gobierno del PP ha pagado sus consecuencias en las urnas. Ahora, el presidente del CSIF no teme un posible acuerdo de PSOE y Podemos en Castilla-La Mancha. Eso sí, estará atento al cumplimiento de las promesas que hizo Page en campaña a los empleados públicos. Las tiene grabadas, advierte.


¡Vaya sorpresa que se han llevado con CSI.F los que pensaban que iba a ser el sindicato de cabecera de Cospedal!

Están confundidos. Aquí cada uno tiene su pensamiento, faltaría más. Hay de todo, de derechas, de izquierdas y medio pensionistas. Aquí hemos tenido liberados a alcaldes del PSOE, pero este sindicato es independiente totalmente y no apoyará a ningún gobierno. Nosotros lo que hacemos es defender al trabajador. Hemos dicho por activa y por pasiva que no estamos ni para quitar ni para poner gobiernos. Hemos sido los más beligerantes, más que CCOO y encima me acusan de que yo personalmente soy… Cada uno es de lo que la da la gana, pero el sindicato es independiente y profesional. Y además lo ha demostrado.

Da la impresión de que en estos últimos cuatro años, CSI.F se ha echado más a la calle que en los 28 de gobierno socialista.

Hemos puesto anuncios en los hospitales, que nunca lo habíamos hecho, de las “horas Cospedal”. Hemos sido el único sindicato que ha puesto publicidad estática contra Cospedal, es cierto. Esto, junto al 3% y los recortes han sido los principales motivos de lucha. Además, el poder adquisitivo que hemos perdido los trabajadores de la Función Pública, más de un 30% en los últimos cinco o seis años. Empezamos con Zapatero a bajar, que nos recortó un 11%. Y hemos seguido y hemos perdido derechos y derechos. Nuestro voto se ha demostrado que es importante, no digo yo que decisivo ni mucho menos, pero hay que tenerlo en cuenta. Nos hemos sentido maltratados y mal, muy mal, evidentemente.

¿El disgusto de los funcionarios ha hecho perder la mayoría absoluta al PP?

Los funcionarios han sido clave. Han votado en masa a lo que tenían que votar. Evidentemente, no van a votar a un partido que les ha estado machacando, entiendo yo. Nosotros no hemos pedido el voto para nadie, porque somos independientes, pero los funcionarios han sido decisivos. Son 70.000 familias. En Castilla-La Mancha la primera empresa que hay es la Función Pública. Y luego, la agricultura. Ahí parece que no lo han hecho mal, pero los funcionarios… El trabajador público tiene una formación y no se puede jugar con él. Y toma nota de todo lo que se le hace.

¿Cospedal se ha merecido, pues, este resultado?

Yo no me atrevería a decir eso. Yo solo digo que la Función Pública ha sido decisiva. En análisis políticos, no entro.

¿Reconoce que la situación era mala cuando llegó el PP al gobierno?

Sí, hay que reconocerlo. Y nosotros lo hemos asumido y lo hemos visto. Pero no han sido solo los recortes, sino el talante a veces, el no dialogar, el no hablar y explicarlo mejor. Eso es lo que hemos echado de menos también.

¿Quiere decir que si la política del PP hubiera sido la misma pero con diferente actitud, se hubiera podido llegar a un entendimiento?

Sí, se hubiera entendido mejor. Y ya, al final de legislatura, cuando decían desde el Gobierno que esto iba a mejor, deberíamos haber empezado a recuperar, no digo yo que el cien por cien, pero sí un poco de lo perdido. Ahí se han equivocado. Si la situación ha cambiado, ¿por qué tenemos que pagar siempre los mismos y no recuperamos el poder que hemos perdido, sobre todo el 3%, que somos los únicos de España con esa rebaja.

¿Esta idea se la ha transmitido directamente a Cospedal y a sus consejeros?

A ella, a través de consejeros, a través de mesas, a través de anuncios… No podíamos hacer más. Yo les he dicho que no era de recibo lo que estaban haciendo con los empleados públicos. Y no me han querido escuchar.

¿Y qué le contestaban?

Que no se puede, que la situación era muy mala, que se debía mucho dinero… Y me lo creo, que yo sé que la situación era mala, pero que siempre paguemos los mismos… No debería ser así, que estamos hartos de ser siempre los mismos. Se han ensañado. Y si ha mejorado la cosa, como decían ellos, pues vamos a mejorar algo. Pero la gente no ha visto nada. Se han ensañado con los funcionarios. Hemos echado de menos por lo menos un gesto.

¿En qué sector cree que debería haber recortado el Gobierno del PP?

Deberían tener menos puestos de libre designación, que hay que reconocer que el PP los ha reducido bastante, pero debería haber menos. Y sobre todo deberían haber desaparecido más empresas públicas. ¿Cuáles?

"En la RTVCM se deberían haber convocado oposiciones"

Cospedal dijo que se iba a privatizar la Radio Televisión de Castilla-La Mancha, por ejemplo. Y yo no he visto nada. Y no digo que los trabajadores se tengan que ir a la calle, ojo.

Se ha hablado desde la constitución del Ente, por cierto, de que los empleados han entrado gracias a los partidos que han gobernado en cada momento. ¿Es partidario de convocar oposiciones para estos trabajadores?

Yo soy partidario de la igualdad, el mérito y la capacidad. Es un ente público y como tal deberían haber convocado oposiciones. Ahora ya es muy difícil.

Usted da la imagen de hombre tranquilo. ¿Le ha enervado personalmente el Gobierno de Cospedal?

Me ha puesto nervioso. He sufrido mucho porque el sufrimiento de los trabajadores, el paro y la expulsión de tantos interinos te afecta, porque tienes amigos. Y me han llegado personas, padres con cuarenta años, llorando, que se quedan en el paro, y eso es muy doloroso y te llega a afectar, evidentemente. Y los recortes, con todo el mundo cabreado, en un sindicato te afecta, por poco sensible que seas. Y yo soy bastante sensible y de lágrima fácil. Y también he llorado por decisiones del Gobierno.

"He recibido presiones duras del Gobierno durante estos años"

¿Ha recibido presiones del Gobierno?

La presión en el sindicato ha sido muy intensa estos años. Sí, he recibido presiones del Gobierno y he tenido que decirles "esto es independiente, cada uno piensa como quiere y el sindicato tiene una política que no se la va a cambiar nadie”. Nos han dicho que éramos muy duros. Pero todos los gobiernos cuando están en el poder tratan de que tú no los critiques. Te tratan de convencer de cosas con las que no estás de acuerdo, como es su obligación. Pero la nuestra es decir que no. Nosotros estamos aquí para defender a los trabajadores, nos lo creemos y así es. Hemos sido los más beligerantes.

En sanidad, la lucha ha sido especialmente intensa. Sus compañeros han tachado a Echániz, entre otros adjetivos, de "prepotente y altanero". ¿Lo suscribe?

Los compañeros de sanidad le han llamado de todo, vamos a ser claros. Sí, le han tachado de prepotente y altanero. Y estoy de acuerdo con ellos. Nunca se podía reunir. Este hombre sólo venía aquí cuando salía en fotografías, estaba en Madrid continuamente. Ha quitado a gente de la región para traer a otra de Madrid de la misma tendencia, con lo cual ha cabreado incluso a los de su propio partido aquí.

¿Sobran funcionarios?

No sobran funcionarios. Eso es mentira. Yo creo que faltan funcionarios, con la ratio que hay. No sobran médicos, ni maestros, ni policías. Eso lo ve cualquiera. Y el cabreo que tienen hoy los trabajadores de la Función Pública, en general, repercute en el ciudadano, no cabe la menor duda. De estar a gusto trabajando, a estar cabreado y de mala leche, eso repercute.

¿En algún momento en estos años, con tantas movilizaciones, se ha sentido incómodo con la actitud de sus compañeros?

No, yo me he sentido a gusto. Y como aquí no se habla de política, hemos ido todos a una y a defender lo mismo. He apoyado todo, como no podía ser de otra manera.

¿Le da miedo un más que probable gobierno entre PSOE y Podemos en Castilla-La Mancha?

No. no me da miedo nada. Si defienden al trabajador y conseguimos recuperar lo perdido, bienvenido sea.

¿Tiene buena sintonía con Emiliano García-Page?

Las relaciones que tenemos con él son buenas. Yo le conozco hace muchos años. Me llevo bien con él, como también me he llevado bien con Cospedal, porque es mi obligación. Para poder defender a los trabajadores debes tener buenas relaciones institucionales.

¿A qué se comprometió en campaña el que parece será el futuro presidente de Castilla-La Mancha?

Él dijo en campaña que se comprometía a acabar con el rebaja salarial del 3% rápidamente. Y lo tengo grabado. En el Alto Tajo lo dijo. Vamos a ver si es verdad. Y en consecuencia actuaremos, porque, si no cumple, vamos a ser beligerantes, como lo hemos sido con el PP. A nosotros no nos van a cambiar el chip.

¿Cuánto tiempo le da para cumplir sus promesas?

Yo no doy tiempo. Esperaremos a que le nombren. En cuanto llegue vamos a pedir una mesa de negociación para que se abra el diálogo social y defender la recuperación salarial de los trabajadores de la Función Pública.

Su sindicato ha vuelto a ganar las elecciones en la Junta en un momento especialmente delicado. Y eso que CSIF es una central atípica, sin subvenciones.

"En el Sescam, tenemos el 53% de la representación sindical"

Efectivamente, tenemos subvención cero y vivimos de la afiliación pura y dura. El mantenimiento del sindicato se hace con las cuotas de los afiliados, que son unos 10.000 en la región. Nuestro sueldo es cero. Somos todos funcionarios y cobramos el sueldo que teníamos en la Administración, en nuestro puesto de trabajo. Hemos revalidado los votos en la Junta, somos los primeros, con un porcentaje de votos de un 25%, aproximadamente, con 217 delegados. En sanidad, en el Sescam, tenemos un 53%.

Lleva casi veinte años ganado elecciones en su sindicato. ¿Aspira a más?

Dentro de un par de años acaba mi mandato y ya me jubilo y me voy con mi familia. Nunca se cansa uno porque es apasionante el trabajo. Yo cuando vine aquí no había nada. Le creé yo este sindicato, lo fundé con muy poca gente. No había afiliación, no había representación, no había nada. Y hemos pasado de la nada a ser los más representativos.

Usted siempre ha tenido buenos amigos en el PP. ¿Ha perdido alguno en estos cuatro años?

Bueno, alguno. También me he apartado de otros. Es lógico que no me dieran abrazos cuando estábamos protestando, pero creo que la cosa se normalizará ahora. A la gente buena, siempre se la recupera.

Ver Galería