CSI·F reclama a la Administración que utilice las grabaciones telefónicas para frenar las amenazas e insultos que sufren los empleados Públicos
28 de Enero de 2015

El pasado mes de diciembre apareció publicada una orden por la que se crea el fichero de datos del Instituto Nacional de la Seguridad Social, que contendrá las grabaciones telefónicas de llamadas al Centro de Atención telefónica del Instituto Nacional de Seguridad Social.

CSI·F ha reclamado que además de tener por finalidad la de mejorar y evaluar la calidad del servicio o atender y dar servicio al ciudadano, también pueda ser utilizado como medida de protección ante las agresiones verbales que sufren en este tipo de atención los empleados públicos. La Administración ha dado por respuesta que no existe ninguna previsión de utilizar este fichero desde otro punto de vista, ni para otros centros que no sean de atención al público.

CSI·F ha negociado un protocolo contra las agresiones a los empleados públicos, que a fecha de hoy, está paralizado porque no integra a los efectivos de Defensa y de Instituciones Penitenciarias. La idea inicial era que el proyecto se aplicase en los organismos de la Administración General del Estado y otras instituciones vinculadas, y CSI·F se niega a aceptar un protocolo que excluye al personal de instituciones penitenciarias, colectivo muy afectado por las agresiones.

CSI·F sigue reclamando un Plan integral contra las agresiones y pedimos que las grabaciones telefónicas, se contemplen en este plan como medida de protección. La Administración no puede mirar hacia otro lado cuando se trata de proteger a sus trabajadores que de manera profesional dan un servicio de calidad al ciudadano y que no deben ser la cabeza de turco que sufra por las medidas que se adopten desde el Gobierno.