CSIF advierte que la pérdida de más de 600 profesionales sanitarios en la provincia incrementará las listas de espera
El sindicato critica que el Consell “deje en la calle” a la mitad de los refuerzos contratados por el Covid a partir del 31 de mayo y anuncia movilizaciones
24 de Mayo de 2021
CSIF contratos covid hospital general Castellón

La Central Sindical Independiente y de Funcionarios CSIF ha alertado de las “graves consecuencias” que podría tener el cese de más de 600 profesionales sanitarios en la provincia a partir del próximo 31 de mayo, cuando los denominados ‘contratos Covid’ pasarán de 1.402 a apenas 795 para cubrir las tres áreas sanitarias de que disponen las comarcas castellonenses.

El despido a partir del próximo día 31 de mayo por parte de la Conselleria de Sanidad de cerca de la mitad de las plantillas de refuerzo que fueron contratadas con motivo de la pandemia no solo va a suponer un previsible incremento de las listas de espera, sino que va a afectar de manera directa a la calidad de la atención sanitaria que recibe la ciudadanía de toda la provincia”, han lamentado desde CSIF, que han anunciado movilizaciones para reclamar que se mantengan dichas plazas, lo que contribuiría a reducir la demora asistencial e incluso ayudaría a cubrir los turnos de vacaciones este verano.

Desde el sindicato han denunciado además que el cese de estos más de 600 profesionales sanitarios “supone una nueva muestra de discriminación hacia Castellón por parte del Consell respecto a provincias como la de Valencia”.

En ese sentido, los representantes del área de Sanidad de CSIF han detallado que “mientras en el departamento del Hospital General de Castellón solo se va a renovar al 56% de ese ‘personal Covid’, el mismo porcentaje que en el departamento del Comarcal de Vinaròs y que en La Plana apenas llega al 59%, en áreas como la del Doctor Peset de Valencia se van a renovar el 90% de los contratos, en la del Hospital General de Valencia continuará el 77% de la plantilla y en la del Clínico también se renovará al 73%”, por citar algunos ejemplos.

Por ello, desde el sindicato han reclamado al Consell que “dé marcha atrás” y “en lugar de dejar a todos esos sanitarios en la calle, desde Sanitat se proceda a la renovación automática de todos los contratos por acúmulo de tareas que han estado trabajando durante la pandemia, con el fin de salvaguardar la calidad en la atención sanitaria, dado que la pandemia sigue vigente y aún no se ha completado la campaña de vacunación, y aprovechar para reducir las escandalosas y vergonzantes listas de espera de la sanidad valenciana”.