CSIF lamenta la “improvisación innecesaria” a la hora de decidir si la semana de Magdalena será o no lectiva en Castellón
El sindicato considera que “modificar en el último minuto el calendario lectivo supone una falta de respeto para toda la comunidad educativa”
02 de Marzo de 2021

La Central Sindical Independiente y de Funcionarios (CSIF) ha lamentado la “improvisación innecesaria” a la hora de decidir que la semana de las Fiestas de la Magdalena de Castellón sea o no lectiva.

Según ha explicado la delegada de CSIF de Educación en Castellón, María Jesús Sánchez, “pese a que el pasado 14 de enero la alcaldesa de la ciudad, Amparo Marco, ya publicó en su cuenta oficial de Twitter que no habría Magdalena, el presidente del Consell, Ximo Puig, esperó hasta la semana pasada para recomendar, en una comparecencia, que dicha semana fuera lectiva y, a fecha de hoy, esta decisión sigue en el aire”, después de que el Consell Escolar Municipal no celebrara la reunión extraordinaria prevista ayer lunes al no aprobarse la urgencia de la convocatoria.

“No entendemos cómo se ha pospuesto hasta el último minuto la toma de una decisión tan importante, ya que en ese momento nos encontramos con que el Ayuntamiento de Castellón avaló el lunes en un pleno extraordinario que el lunes 8 de marzo fuera lectivo y, sin embargo, desconocemos qué va a pasar con el resto de la semana, dado que ahora se avala mantener los días de Magdalena como no lectivos”, ha valorado la representante sindical de CSIF Castellón, que ha destacado que “tanto esta indefinición como el retraso en la toma de una decisión en firme suponen una falta de respeto a toda la comunidad educativa y perjudican tanto a los docentes como al alumnado y a sus familias”.

En ese sentido, ha remarcado que “el profesorado y el alumnado están realizando un enorme esfuerzo desde el inicio de la pandemia para adaptarse a la situación que nos ha tocado vivir y, con este tipo de improvisaciones, lo único que se consigue es enfrentar al personal docente con las familias y poner en entredicho de manera innecesaria un calendario lectivo que ya estaba definido y aprobado desde el pasado mes de julio, además de dificultar programaciones didácticas y las evaluaciones organizadas desde finales del curso anterior”, han indicado desde CSIF.