La Biblioteca Rafalafena y el Archivo Provincial “al límite”
La Junta de Personal convoca una protesta para el jueves día 21 de marzo porque hay 7 puestos de trabajo sin cubrir
22 de Marzo de 2019

La Junta de Personal denuncia que el 41% de la plantilla de la Biblioteca Pública y Archivo Provincial de Castellón, más conocida como Biblioteca Rafalafena, está sin cubrir por lo que los sindicatos y trabajadores, con acuerdo de UGT, IV, CSIF, CCOO y CGT, se ha concentrado a las puertas del centro este jueves 21 de marzo para protestar por la situación insostenible que sufre el personal.

Hasta ahora las denuncias sindicales no han tenido respuesta por parte de las dos consellerias implicadas, la Conselleria de Educación, Investigación, Cultura y Deporte y la Consellería de Justicia, Administración Pública, Reformas Democráticas y Libertades Públicas.

La plantilla cuenta con 22 puestos de trabajo, pero la realidad es que el 41% están sin cubrir. GVA no ha cubierto ni las 5 vacantes existentes ni los lugares de los 2 liberados sindicales adscritos al centro. Además tampoco se está sustituyendo las bajas por enfermedades.

La falta de personal es tan evidente que Educación cierra la biblioteca durante las tardes de los periodos festivos y vacacionales, ha reducido el tiempo de hemeroteca y ha suspendido el servicio de reprografía, además de deber días a la plantilla.


La atención al público se está llevando a cabo bajo manifiestas ilegalidades: personal no cualificado debe realizar tareas que no entran dentro de sus funciones, o personal de empresas privadas, como vigilantes, son requeridos ​​para tareas ajenas a los objetivos de sus contrataciones.

La conselleria de Educación tiene prevista la posibilidad de cerrar la Sala de Lectura y la Sala de Audiovisuales de la Biblioteca ante la falta de personal.
La Junta de Personal se ha solicitado la inmediata sustitución y cobertura del personal que falta en la biblioteca. Con la concentración se pretende informar a la ciudadanía de la precariedad existente en la Biblioteca Rafalafena y presionar a los consellers Vicente Marzá y Gabriela Bravo para solucionar la situación.